El remisero que encontró agonizando a Fernando Pastorizzo la madrugada del 29 de diciembre afirmó que, como el chico "tenía mucha sangre en la cara", pensó que había tenido un accidente. Entonces llamó a la línea de emergencias para pedir un patrullero y una ambulancia.

• LEER MÁS: Se filtraron dos páginas del diario íntimo de Nahir donde habla del vínculo con Pastorizzo

De acuerdo con lo que reveló el hombre, la policía llegó primero a General Paz al 300. "Le toman el pulso y pregunto si está vivo. Me dicen que sí", relató al canal América. También dijo que cerca de donde estaban había un vecino barriendo la vereda y otro sacando la basura, pero no se acercaron para ayudar.

"Tardaron 20 minutos", contó sobre la ambulancia y que cuando llegó Fernando ya estaba muerto. Ya tenía las pupilas dilatadas, la sangre coagulada y estaba frío.

• LEER MÁS: El emotivo video de los amigos de Fernando Pastorizzo con el que convocan a una marcha

Entonces le tomaron la primera declaración al chofer, quien mantuvo la hipótesis del accidente. "Pensé que se había caído o golpeado", explicó, porque lo encontró al lado de la moto. "Ni la policía, ni los médicos ni yo le vimos sangre en el pecho ni nada, solo tenía sangre en la cara", sostuvo.

• LEER MÁS: Nahir desde su detención: "Me quieren ver llorar, pero no me van a doblegar"

Luego volvió a subir a su auto y llevó a destino al pasajero que lo esperaba adentro. Hora y media después volvió a la remisería, donde lo esperaba la policía para que amplíe la declaración en la comisaría.

Para ese momento ya sabían que Fernando no había tenido un accidente: su exnovia, Nahir Galarza, había confesado.