Policiales
Martes 24 de Julio de 2018

El "estafador de la virulana" también hizo de las suyas en la ciudad de Santa Fe

Con un nuevo "cuento del tío" engañó a comerciantes de Concordia y de Federación, en Entre Ríos. Cuando se difundió el rostro, hubo santafesinos que detectaron que la misma persona los había estafado semanas atrás.

"Llegó muy exaltado, diciendo que su hijo abogado nos iba a demandar porque había comprado tres menús y que encontraron en los mismos restos de virulana", contó Laura, trabajadora de un comercio ubicado en Bulevar Gálvez al 1000.

Y continuó: "Nos pareció muy raro, porque en el sector donde se cocina no hay virulanas, todo se lava en otro lugar. De todas maneras, como el hombre estaba tan mal le devolvimos el dinero que reclamaba y le regalamos nuevos menús".

El engaño se hizo evidente a los pocos minutos: "Nos dio un nombre y apellido. Cuando se retiró, lo buscamos en internet y redes sociales y nos dimos cuenta de que nos había mentido".

Víctimas de un novedoso "cuento del tío", solo lo tomaron como una anécdota más. Sin embargo, en los últimos días, se asombraron al reconocer a esa misma persona en un video de medios entrerrianos, con imágenes captadas en un local donde el timador había realizado una maniobra similar.

Embed

En Entre Ríos
El mismo hombre será denunciado ahora por estafar a una pescadería de Concordia en la que se hizo reintegrar el importe de una cierta cantidad de milanesas de pescado por argumentar que tenían virulana.

Lo curioso del caso es que el dueño de la pescadería, al igual que ocurrió en Santa Fe, luego se enteró que el sujeto ya había estafado a otro comerciante de Federación con el mismo artilugio pero, en ese caso, las hamburguesas eran las que "tenían virulana".

El jueves de la semana pasada Marcelo Benítez, propietario de la Pescadería Concordia, ubicada en Alvear y Avellaneda, de la Capital del Citrus, cayó en el "cuento del tío" y, luego de una charla telefónica con el "cliente", le ordenó a su empleado reintegrarle el importe de dos kilos de milanesas, unos 375 pesos.

El comerciante, luego de ser estafado en su pescadería, comprobó mediante una nota periodística publicada en Diario Río Uruguay sobre un caso similar en Federación con el mismo individuo.

El hombre, de unos 60 años, ya había sido denunciado por el dueño de un restorán de la Ciudad Termal, en el que se hizo reintegrar 500 pesos.

Ahora realizará la denuncia correspondiente para prevenir a otros comerciantes, indicó a Diario Río Uruguay.