Policiales

El hombre baleado el sábado en un bar sigue en riesgo y con pronóstico reservado

Sebastián Méndez recibió un disparo durante un robo al bar de Bulevar y 4 de enero. Fue operado dos veces y continúa con respirador en la terapia intensiva del Cullen

Lunes 18 de Marzo de 2019

El director del hospital Cullen, Juan Pablo Poletti, brindó este lunes el parte médico de Sebastián Méndez, el hombre que fue baleado el sábado por la noche en el robo al bar ubicado en Bulevar y 4 de enero.

Poletti explicó que el sábado a la noche ingresó "un paciente en estado delicado, crítico, por un impacto de bala en el abdomen, en su parte derecha" y que eso produjo "una lesión hepática severa en su hígado de grado cuatro.

Ante ese escenario lo que determinó el cuerpo médico que lo recibió fue, en primer lugar, "una reposición de líquidos y compensarlo en el shockroom. Luego pasó directamente al quirógano donde se procede a hacer una cirugía exploratoria donde se constata la lesión hepática severa y se realiza una cirugía que se llama de control de daño para salvar la vida al paciente".

"Se coloca un packing, que son compresas para lograr que el paciente deje de sangrar por el hígado que es un órgano nétamente sangrante, y pasó a terapia a continuar su evolución de reposición de líquidos", explicó Poletti.

En la mañana del domingo los médicos del Cullen deciden realizar una nueva cirugía reexploratoria en la que se constata que seguía sangrando. Por ese motivo se retira el packing hecho el sábado por la noche y se puso un nuevo packing.

"Se realiza hemostasia y desde allí permanece en terapia intensiva, en estado crítico, en asistencia respiratoria mecánica con un cuadro hemodinámico complicado. Está con todo el soporte técnico de la terapia intensiva, transfusiones, líquidos y por el momento es un paciente de riesgo con un pronóstico reservado", concluyó.

¿Te gustó la nota?