Personal de la Dirección General de Prevención y Control de Adicciones concurrió a la unidad penitenciaria de Coronda, luego de que se realizara una requisa en el Pabellón 1, el cual dio como resultado el hallazgo de material sospechoso dentro de un Tupperware en el interior de un freezer.

Las sustancias fueron sometidas a las pruebas orientativas de campo, dando positivo de cocaína y de marihuana.

El material fue secuestrado y remitido al juzgado federal para las actuaciones correspondientes.