Un vehículo de marca Renault que estaba estacionado sobre una vereda de 12 de Infantería al 2600 fue la nueva víctima de los quemacoches.

Alrededor de las 0.50 los vecinos de la zona comenzaron a escuchar ruidos y ver salir llamas del interior del coche. Inmediatamente llamaron a la policía y bomberos, quienes acudieron de forma rápida permitiendo que el fuego no ocasione daños mayores en la zona.