Este martes, a las 4.45, en la autopista Rosario-Buenos Aires, a la altura de la denominada ruta de Cargill, un automóvil negro que era perseguido por oficiales y suboficiales de los comandos radioeléctricos de las localidades de General Alvear y Pueblo Esther volcó y el conductor y su acompañante escaparon corriendo.

En tanto, del interior del habitáculo, se rescató a dos mujeres cómplices de los prófugos, una de ellas embarazadas y con politraumatismos como consecuencia del vuelco, las que fueron rescatadas y derivadas a dos hospitales rosarinos.

Peritajes criminalísticos

Los oficiales responsables del procedimiento dejaron una custodia del vehículo siniestrado a la espera de la llegada de los peritos de la oficina Científica para la realización de los peritajes criminalísticos; en tanto, el resto de los policías se abocaron a rastrillajes para tratar de dar con delincuentes prófugos.

"Ponepiedras"

El caso es que se trata de una gavilla de delincuentes que colocan adoquines sobre el pavimento durante la noche en el tramo de la autopista Rosario-Buenos Aires, en el tramo comprendido entre el peaje de General Lagos, Pueblo Esther y Alvear. Cuando los automovilistas los chocan y se les producen problemas mecánicos en los vehículos que le impiden seguir transitando, son robados por los ladrones. Hay denuncias sobre estos casos en las subcomisarías 26ª, 8ª, 4ª y 13ª, desde enero de este año.

Informaron sobre el resultado del trabajo desplegado por comandos radioeléctricos de General Alvear y Pueblo Esther a la jefatura de la Unidad Regional II Rosario de la Policía y estos hicieron lo propio con el fiscal en turno de Flagrancia del Ministerio Público de la Acusación.