La dueña, una mujer de 24 años, le dijo a la Policía que cuando escuchó ruidos salió y el coche ya estaba todo incendiado.

Personal policial y de bomberos intervinientes, constataron que se trató de un hecho intencional.

Con este episodio, suman 111 los coches prendidos fuego en lo que va de 2017; y 395 si se contabilizan desde 2015, cuando comenzó a registrarse este tipo de siniestros.