Policiales
Miércoles 25 de Julio de 2018

Secuestro virtual: engañaron a una abuela en el macrocentro y entregó dólares, pesos y alhajas

Delincuentes llamaron al teléfono fijo de una mujer y le dijeron que tenían secuestrado a su hijo; que para recuperarlo debía entregar todo el dinero y las joyas que tuviera. La policía trabaja sobre varias hipótesis.

Cuando promediaba la madrugada de miércoles, una mujer de cerca de 80 años que vive en el macrocentro santafesino recibió un llamado a su teléfono fijo y su interlocutor le dijo que tenían secuestrado a su hijo y que para recuperarlo sano y salvo, debía colocar todo el dinero y las joyas existentes en la vivienda dentro de una bolsa y dejarla en la vereda. La mujer aterrorizada frente a la urgencia del planteo del desconocido y pensando en la salud de su hijo, juntó todos sus ahorros en pesos y en dólares, además de sus joyas, las colocó en una bolsa y posteriormente las dejó en la vereda.

Posteriormente, un vehículo tipo utilitario, negro o de color bien oscuro, detuvo la marcha, descendió una persona, recogió la bolsa y escaparon con el vehículo a toda velocidad hacia el norte. Luego, la víctima se comunicó con su hijo por teléfono, siendo que el hombre desconocía totalmente el suceso, hasta que finalmente cayó en la cuenta del engaño del que fue víctima su madre.

Conforme a los sucesos, el hombre fue hasta la vivienda de su madre, dialogó con ella y llamó al 911. Minutos después llegaron efectivos. En primera instancia lo informaron a la central de emergencias, para que el operador de las cámaras de vigilancia pudiera contextualizar las imágenes obtenidas en el horario señalado, a propósito de lo que dijo la víctima, respecto de quiénes recogieron la bolsa con el dinero y las joyas, y que se fueron hacia el norte.

Posteriormente, los policías realizaron patrullajes intensivos en el rectángulo comprendido por la avenida General López en el sur, Avenida Freyre en el oeste, Bulevar Pellegrini en el norte y Urquiza en el este, aunque no hubo personas detenidas relacionadas con el caso.

Informaron la novedad a la jefatura de la Unidad Regional I La Capital y estos hicieron lo propio con el fiscal en turno del Ministerio Público de la Acusación, Ignacio Lascuraín, que ordenó que las actuaciones sean giradas a la Policía de Investigaciones (PDI).