Este domingo, a las 4 de la madrugada, en inmediaciones de una vivienda ubicada en calle Castelli al 3900 del barrio Don Bosco de la capital santafesina, fueron aprehendidos dos delincuentes que robaron elementos desde el interior de un automóvil Renault modelo Kangoo con chapa patente GZV 688, y a quienes le secuestraron los elementos, ahora convertidos en evidencia: una ruela de auxilio, herramientas varias, las que después fueron reconocidas por la víctima del robo. Finalmente, ambos delincuentes fueron identificados como IAC de 37 años y GR de 26, los que terminaron alojados en uno de los calabozos de la Comisaría 9° de la ciudad de Santa Fe.

Denuncia

Este domingo, a las 3,50, dos hermanos que viven en calle Castelli al 3900 regresaron a sus viviendas particulares y observaron al ingresar su auto al garage, la presencia de desconocidos forcejeando dentro del automóvil de un vecino del barrio Don Bosco, que vive en la misma cuadra. Entonces, uno de los dos hermanos, sacó su teléfono celular y denunció a la central de emergencias 911, la presencia de los desconocidos, y exigió la presencia policial en el lugar.

Persecución y aprehensión

En solo dos minutos llegaron al lugar cuatro oficiales y suboficiales del Comando Radioeléctrico capitalino, que patrullaban las calles del barrio Don Bosco. Pero, las balizas azul eléctrico encendidas de los patrulleros, hizo que ambos ladrones se escaparan corriendo, aunque las luces del alumbrado público jugaron a favor de los policías que no solo los vieron, sino que los persiguieron y apresaron con las manos en la masa, ya que llevaban la rueda de auxilio robada como herramientas de uso mecánico. Los vecinos del barrio Don Bosco que viven en ese sector perdieron el sueño, salieron a la vereda y se convirtieron en involuntarios testigos del procedimiento policial, entre ellos, el dueño del auto robado que reconoció los elementos sustraídos como propios.

Presos por robo

Informaron la novedad a la Jefatura de la Unidad Regional 1° La Capital de la Policía de Santa Fe, y al fiscal en turno del Ministerio Público de la Acusación, que ordenó que ambos aprehendidos continuaran privados de su libertad, que fueran identificados y que se les forme causa como presuntos autores del delito de robo.