Policiales

Terminaron las andanzas de dos violentos que asaltaban panaderías

Los apresaron en un allanamiento en Villa del Parque. Se trata de un muchacho de 21 –preso son salidas transitorias– y un hombre de 68 años

Viernes 21 de Febrero de 2020

El jueves al amanecer, una partida de la Agencia de Investigación Criminal allanó y detuvo a dos hombres, uno de 21 años y otro de 68, por su presunta responsabilidad penal en tres violentos asaltos a distintas panaderías de la ciudad, la pasada semana.

Les secuestraron elementos probatorios incriminantes tales como un teléfono celular –con información en su interior– y una pistola cargada calibre 22 en buenas condiciones de funcionamiento.

El miércoles 5 de febrero asaltaron la panadería El Castillo en Blas Parera al 6700 entre Estanislao Zeballos y Castelli y dos violentos sujetos armados robaron cuatro mil pesos. Una semana después, el 12 de febrero, los mismos asaltaron la panadería Lasalette en Alberdi al 4000 en barrio Candioti, y sustrajeron siete mil pesos Y finalmente, la tercera panadería robada fue la sucursal norte de la panadería Lasalette en Blas Parera al 8400, adonde la yunta se alzó con cinco mil pesos. En los tres casos los malhechores quedaron registrados en las cámaras de vigilancia internas de los locales comerciales como en las existentes en la vía pública. Por tal motivo, sus rostros (fueron asaltos a cara descubierta) su complexión y sus vestimentas quedaron debidamente consignados.

Investigación

Los tres asaltos en febrero fueron debidamente denunciados por los propietarios de los comercios. A partir de ese momento, los casos fueron recepcionados por la fiscal del Ministerio Público de la Acusación, Gabriela Arri, que ordenó a la Agencia de Investigación Criminal Región I el estudio del caso. Se secuestraron los registros fílmicos existentes y se cotejaron lo que derivó en la identificación de los delincuentes.

En ese marco allanaron dos viviendas ubicadas en Pasaje Irala 4600 y Padre Catena al 4600, adonde detuvieron a los dos hombres: P. A. de 68 años poseía una pistola calibre 22 cargada, y un teléfono celular y cuando apresaron a C. I. de 21 años, incautaron vestimenta idéntica a la usada en la perpetración de los ilícitos a las panaderías. Este último gozaba del beneficio de salidas transitorias de la cárcel, que se estima sería revocado como consecuencia de los hechos descriptos.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario