Santa Fe
Jueves 22 de Febrero de 2018

Un cocinero sufrió quemaduras tras una pérdida de gas en el Mercado de Abasto

Sucedió este jueves por la mañana en el sector del bar comedor. El trabajador herido fue llevado al Cullen y quedó internado en observación. No corre peligro de muerte.

Este jueves, cuando faltaban algunos minutos para llegar a las 10 de la mañana, se produjo una deflagración en el bar comedor del Mercado de Abasto que está ubicado en el extremo noroeste del barrio Yapeyú de la capital santafesina, cuando una manguera fisurada por causas que son motivo de investigación comenzó a tener una pérdida de gas. Acto seguido, la emanación tomó contacto con el fuego de una hornalla encendida de la cocina, produciendo lo que se conoce técnicamente como "efecto soplete" y generando heridas en las piernas a un cocinero que estaba trabajando.

El trabajador fue trasladado en un patrullero de la policía capitalina con sirenas y balizas encendidas hasta el hospital Cullen, adonde recibió curaciones urgentes y quedó internado en observación. No corre peligro de muerte.

Denuncia y conmoción

El suceso generó conmoción entre los presentes, por los gritos de pedido de auxilio del cocinero quemado. Rápidamente, trabajadores y empresarios del Mercado de Abasto denunciaron el suceso a la central de emergencias 911, que inmediatamente envió a un oficial y un suboficial de la Comisaría 7° de Santa Fe, que evaluaron la urgencia del caso, y trasladaron con sirenas y con balizas encendidas a un cocinero de 26 años quemado hasta el hospital Cullen. Allí, fue recibido por los médicos de la Emergentología en el shockroom para pacientes en estado crítico, le brindaron las curaciones necesarias, y establecieron que su vida no corre peligro, aunque preventivamente lo dejaron internado para monitorear su evolución.

También colaboraron en la emergencia, los policías del tercio de guardia del destacamento policial existente en el Mercado.

Efecto soplete
A las 10 de la mañana, arribó al Mercado de Abasto una autobomba con bomberos policiales del destacamento Zona Norte, y el Jefe del Cuerpo del Bomberos Zapadores de Santa Fe, comisario inspector Daniel Almada, en diálogo con UNO Santa Fe, confirmó que cuando el personal llegó al lugar, el fuego fue apagado con extinguidores del propio mercado, y entonces los peritos comenzaron a trabajar sobre la causa que produjo el fuego que lesionó al cocinero, y establecieron que la fisura de una manguera produjo la pérdida de gas y cuando entró en contacto con la llama de una hornalla encendida se produjo una deflagración, lo que se conoce en el argot bomberil como "efecto soplete". En el lugar fueron realizados los peritajes criminalísticos de rigor, cuyos informes serán elevados a la justicia santafesina.

Peritajes bomberiles

Informaron la novedad sobre la ocurrencia del suceso a la Jefatura de la Unidad Regional 1° La Capital de la Policía de Santa Fe, y al fiscal en turno del Ministerio Público de la Acusación, haciéndole constar sobre la realización de los peritajes bomberiles realizados en el lugar y la probable causa que produjo la deflagración por el "efecto soplete".