Una semana después de haber ocurrido el fatal accidente de un motociclista en el macrocentro de Santa Fe, la Justicia provincial determinó que el siniestro en el cual falleció Julio César González del Reguero, de 25 años, en la esquina de La Rioja y Urquiza, se produjo porque el motociclista cruzó el semáforo en rojo y terminó impactando contra una Citroën Berlingo.

El suceso ocurrió a las 2.30 del pasado 26 de junio, y tras una serie de procedimientos ordenados por la fiscal del área de Accidentes de Tránsito, Carolina Parodi, se estableció que el conductor de la Berlingo blanca, que iba por La Rioja, pasó por Urquiza cuando el semáforo había dado luz verde segundos antes. Fue entonces cuando González se estrelló contra el vehículo y falleció en el acto.

El hecho pudo ser constatado mediante el peritaje de una cámara de seguridad que se encuentra instalada en una oficina de turismo ubicada en esa esquina. Los registros fílmicos, que fueron aportados por la defensa del conductor de la camioneta, a cargo de Celeste Hertelendi, permitieron ver a los investigadores cómo fue la colisión que terminó con la vida del motociclista.

"Se ve claramente que el automóvil pasa a una velocidad normal, cruza la esquina, con el semáforo en verde y que la moto lo termina chocando. Eso se ve clarito", comentó a UNO Santa Fe una fuente del caso.

Por otro lado, los investigadores pudieron corroborar que el conductor de la Berlingo se detuvo y trató de asistir al motociclista, por lo cual se descartó la posibilidad de que haya realizado un posible abandono de persona. "Tenemos una constancia objetiva de que el auto no se dio a la fuga", agregó la fuente. Asimismo, también se comprobó que el conductor no estaba alcoholizado ya que así lo indicó el control de alcoholemia.

• LEER MÁS: Buscan establecer la identidad del fallecido en el accidente de Urquiza y La Rioja

En tanto, quien también explicó cómo se produjo el accidente fue la abogada del conductor, Hertelendi, quien aclaró que con el material aportado se logró esclarecer el hecho. "No solo se logra corroborar eso sino también constatar cómo personal policial -de la Seccional 1ª- dio la autorización a mi cliente de que regresara a su domicilio luego del siniestro", explicó la abogada.

• LEER MÁS: Identificaron al motociclista fallecido en avenida Urquiza y La Rioja

Críticas

Hertelendi cuestionó además el accionar de los agentes de actuación debido a que los mismos se constituyeron en el domicilio del conductor de la Berlingo horas después del accidente. "Intentaron ingresar a su casa sin orden alguna y es más sin tener conocimiento el fiscal de turno", explicó.

"Quisieron entrar por las medianeras de los vecinos y estos no le dieron autorización. Tenían intenciones de hacer figurar que mi cliente se habría dado a la fuga e incluso hubiese ofrecido resistencia a acompañar al personal policial", remarcó la abogada.

Seguidamente, al conductor lo detuvieron los agentes policiales que debieron primero llevarlo al hospital José María Cullen, ya que había sufrido una descompensación. Con posterioridad fue trasladado a la Seccional 1ª por orden del fiscal en turno, Omar De Pedro.

"El personal policial le informó al fiscal que el conductor le había ofrecido resistencia, contando lo del siniestro y además que se habría dado a la fuga, por lo cual el fiscal en turno, una vez tomado conocimiento, ordena la detención preventiva", detalló la letrada.

"Unas horas después, el conductor fue liberado por orden del fiscal para que transite el procedimiento habitual ya que este tipo de situaciones -la de accidentes- se trabajan desde la Justicia en estado de libertad", explicó.

El después

A la noche siguiente del siniestro, cerca de las 0.20, personas desconocidas atacaron el vehículo y rompieron los dos vidrios delanteros con piedras y otros elementos contundentes.

Esa situación derivó en que el conductor deba radicar una denuncia para que se investigue quién o quiénes fueron los autores del ataque a la Citroën Berlingo blanca que protagonizó el accidente de tránsito. Por el momento, no hubo ninguna persona identificada como autora de tal ataque.