Entrevistas con UNO

Farías dijo que la situación de la seguridad en la provincia "está desmadrada"

El presidente de la Cámara de Diputados aseguró que se superaron todos los indicadores críticos y que el mismo gobierno devalúa la Junta provincial de Seguridad

Sábado 30 de Abril de 2022

El presidente de la Cámara de Diputados y Diputadas de la provincia, Pablo Farías, visitó los estudios de UNO Santa Fe y aseguró que "la situación de la seguridad en la provincia está desmadrada". También aseguró que es el mismo gobierno el que "devalúa a la Junta provincial de Seguridad" y se quejó que no hay un plan para atender esa problemática. Además, se refirió a la agenda legislativa que se viene para este año, la posibilidad de una reforma de la Constitución.

Entrevistas con UNO: Pablo Farías dijo que la seguridad en la provincia "está desmadrada"

—Farías, el año pasado le tocó asumir la presidencia de la Cámara en circunstancias poco felices, luego del fallecimiento de Miguel Lifschitz. ¿Cómo tomó este año que sus pares lo elijan por segunda vez como presidente de la Cámara de Diputados?

—Es una ratificación en un lugar muy importante que implica un gran trabajo y bueno, uno tiene por lo menos la tranquilidad y la conformidad de haber hecho las cosas bien como para que me vuelvan a elegir por unanimidad. Las circunstancias del año pasado fueron absolutamente excepcionales y muy difíciles. Me tocó asumir la presidencia de la Cámara solo cuatro días después que falleciera Miguel Lifschitz, que era quien ocupaba ese lugar. En ese marco una actitud de entendimiento y de mucho respeto de todos los bloques políticos de decidir que continuara allí. Desde el bloque socialista y de lo que hemos hecho con el grupo de colaboradores con los que trabajamos en la Presidencia de la Cámara me parece que el hecho de mantener los equilibrios, de generar mucho diálogo, de manejarnos con con mucha firmeza también en el cuidado de la formalidades, lo que implica el funcionamiento de uno de los poderes del Estado me parece que eso ha dado un resultado positivo y mis padres han decidido que por un año más siga ocupando este lugar.

· LEER MÁS: Farías le bajó el pulgar a Amalia Granata para un posible frente y pidió no adelantar tiempos

—El año pasado la pandemia estuvo muy presente en la agenda política. ¿Cuáles son los temas legislativos en los que hay que avanzar en estos dos años que le quedan a esta composición de la Cámara?

—Creo que la seguridad está a la cabeza de las preocupaciones de la gente, de las falencias que existen desde el Estado. Hay un reclamo muy generalizado en ese tema, fundamentalmente en las grandes ciudades, como aquí en Santa Fe y, obviamente, el nivel de violencia ha cruzado todos los límites en la ciudad de Rosario y creo que no hay posibilidad de avanzar y que sea apreciado por la gente con otros temas de agenda si no se encara fuertemente esto, si no se toma con la gravedad que la crisis implica. Creemos que eso no se está haciendo desde el gobierno y creemos que tenemos que desde la Legislatura hacer los mayores esfuerzos posibles para que eso suceda.

—Ya vamos a volver sobre el tema seguridad, pero me interesaba preguntarle por la reforma de la Constitución. ¿Hay chances?

—Hay temas de agenda legislativa que nosotros queremos rescatar y volver a poner sobre la mesa. Algunos dependen de entablar un diálogo fructífero con el Senado para poder sancionar leyes como la ley de educación, la ley de salud, la ley de educación sexual integral que son normativas que solo han obtenido sanción en la Cámara de Diputados y que no lograron avanzar en el Senado. La única forma de hacerlo es lograr un consenso con los distintos bloques del Senado para acordar textos que se puedan aprobar en ambas cámaras, si no vamos a seguir en esta situación.

—Hace años que no se puede hacer eso.

—Eso hace años que no se puede hacer, pero es un desafío ambicioso que nos hemos propuesto y que lo vamos a tratar de lograr en este año de gestión en la Cámara de Diputados. Después están temas de agenda importantes que se han planteado en las últimas semanas como el de autonomía municipales que para nosotros más allá de lo que podamos avanzar por leyes, que seguramente vamos a poder hacer avances, para avanzar realmente, para para dar el paso que efectivamente hay que dar respecto de las autonomías y que las ciudades tengan autonomías plenas de funcionamiento hay que avanzar con la reforma de la Constitución. Hoy ya hay varios proyectos de distintos bloques para reformar la Constitución Provincial y seguramente, se van a ir agregando. Si bien no es el tema prioritario en la agenda, si bien no es algo que la gente esté demandando como una de las necesidades más importantes, sabemos que mejorar, actualizar y modernizar las instituciones en la provincia va a ayudar a trabajar de otra manera y de enfrentar de otra manera las crisis y la situación problemática que tenemos en distintos aspectos. Hay que tenerlo en el horizonte y hay que buscar la coyuntura correcta para poder plantearlo y ojalá en las próximas elecciones se pudieran elegir convencionales constituyentes junto con las autoridades que normalmente se eligen.

Pablo Farías presidente de la Cámara de Diputados 2.jpg
Pablo Farías, presidente de la Cámara de Diputados y Diputadas de la provincia.

Pablo Farías, presidente de la Cámara de Diputados y Diputadas de la provincia.

—Parece que la estrategia del Ejecutivo va por otro lado, por este tratamiento de cuestiones particulares como el voto joven, la autonomía municipal por ley y no por el de la reforma de la Constitución. ¿Ve voluntad política en Omar Perotti para la reforma?

No han expresado voluntad política, no se ha discutido. Por lo menos no tenemos diálogos sobre el tema reforma de la Constitución, pero es algo a construir. Insisto, no vamos a dejar de atender ninguno de los problemas urgentes por preocuparnos por la reforma de la Constitución, eso sería un grave error. Pero hay que tenerlo en horizonte y, a medida que se quiere avanzar con temas que pueden generar leyes de dudosa constitucionalidad por los temas que aborda, me parece que se hace más necesario aún pensar en una reforma.

—Usted mencionaba el tema seguridad, que es un es un problema con el cual también lidió el Frente Progresista en sus gestiones. ¿Cómo analiza lo que fue el inicio del gobierno de Perotti, con Marcelo Sain al frente del Ministerio de Seguridad y cómo está hoy la gestión en seguridad de Perotti que le tuvo que pedir la renuncia al segundo hombre del Ministerio de Seguridad porque se va de viaje al exterior en un momento donde hay un pico de violencia?

—Yo creo que primero hay que decir que hoy la situación de seguridad en la provincia está realmente desmadrada. La palabra desmadre tiene que ver con que se han superado indicadores críticos, respecto a épocas anteriores y lo más grave es que no se ve un plan de seguridad que le dé contingencia a los lugares donde los focos de violencia, son realmente gravísimos. Eso es lo que más nos preocupa, inclusive más allá del recambio de funcionarios. Cambiar funcionarios o jefes policiales sin que haya un plan de por medio, sin que se renueve o se haga un planteo específico de acciones para mitigar los niveles de violencia que hay hoy, no sirve para nada. Más allá del viaje del funcionario (Jorge Bortolozzi, exsecretario de Seguridad), si era un viaje largo o corto, la realidad es que los funcionarios se cambian cuando no están a la altura del cargo que tienen que ocupar o cuando no están cumpliendo con su tarea adecuadamente. Creo que esto es lo que está de fondo en el cambio de Bortolozzi y en los cambios de los jefes de policía. Pero lo que vemos hacia adelante nos preocupa igualmente. Respecto a la primera etapa con Marcelo Sain, nosotros creemos que gran parte de los problemas que tenemos hoy se debe a esa etapa de gestión. Sain abandonó mucho la gestión del Ministerio de Seguridad, no le prestó atención a las cuestiones que tenía que atender para que hoy haya más efectivos policiales, mejor preparados. Se perdió mucho tiempo. Ayer fue imputado en una causa donde se investiga una licitación escandalosa que el mismo Ejecutivo tuvo que suspender por la forma en que estaba hecha y tuvo una consecuencia muy grave para la provincia, que yo se la pregunté al ministro Lagna en oportunidad de la última Junta provincial de Seguridad. Le pregunté qué había pasado con esa licitación que se cayó porque era un escándalo de la forma que estaba hecha y eso es lo que se está investigando y por eso ha sido imputado penalmente; si habían comprado esas armas, municiones, chalecos y me decía que todavía no se había cumplimentado esa gestión administrativa, casi dos años después. Esta pérdida de tiempo, de tener los mínimos pertrechos que necesitan los agentes policiales es una de las partes del problema. La otra parte es, como decía, que no hay planes específicos de contingencia para abordar las situaciones más problemáticas. Hoy es la cuestión más grave que tiene el Gobierno y que tiene la provincia e insisto en que si no se atiende adecuadamente, los otros temas son secundarios y nada va a conformar o a terminar de generar reacciones positivas en la gente si no se resuelve el problema de la seguridad.

—Mencionó la Junta provincial de Seguridad donde hay una participación de todos los actores políticos, judiciales. ¿Cuál es la salida?

—La Junta es un órgano absolutamente necesario. El problema es que la última reunión realmente fue decepcionante.

—¿Por qué?

—Porque primero fuimos a una reunión en la que no había un temario. Por parte del gobierno recibimos un un powerpoint, una muestra de las tecnologías que están incorporando a las fuerzas de seguridad, algo que uno siempre reputa como positivo pero que no por sí mismo no alcanza, y no hubo otra cosa que planteara el Gobierno en la Junta. Lo que después sucedió es una serie de preguntas y reclamos de todos los actores allí presentes, tanto del Poder Legislativo como del Ministerio Público de la Acusación, pero no hubo un planteo específico de temas con lo cual fue muy poco productiva. Por otro lado, los que participamos sentimos que estábamos en un ámbito, de alguna manera, devaluado por el mismo gobierno. El hecho de que el gobernador tuvo un problema personal, absolutamente comprensible, absolutamente justificable, pero que ameritaba postergar la reunión uno, dos, tres días. No hay nada más importante en este momento, con lo cual, eso hubiera sido bien recibido. Tampoco estaba la vicegobernadora, tampoco había representantes de la máxima autoridad del Poder Judicial.

colón omar perotti licitación gasoducto metropolitano.jpg
Farías apuntó contra el gobierno de Omar Perotti por no tener un plan de seguridad.

Farías apuntó contra el gobierno de Omar Perotti por no tener un plan de seguridad.

—¿Siente que Perotti no le está poniendo el cuerpo al problema de la seguridad?

—Sentimos que estábamos en una reunión en la que no se estaba tratando un tema prioritario de agenda, como una reunión más y no puede ser así. De esa manera, la Junta provincial de Seguridad no va a dar resultado; va a dar resultado en la medida en que el gobierno haga sus planteos, nos muestre cuáles son los planes y nosotros podemos aportar ideas, discutir, preguntar cosas específicas. Faltó presencia de los intendentes de las dos principales ciudades. Insistimos que ellos tienen que estar.

—¿Los intendentes no estuvieron porque no fueron convocados?

—No fueron convocados ninguno de los dos, ni (Pablo) Javkin ni (Emilio) Jatón. Eso me consta porque se lo pregunté particularmente a ambos.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario