Política
Jueves 29 de Marzo de 2018

Para Michlig, en 60 días en la Legislatura se debe votar si hay o no reforma de la Constitución

El presidente del interbloque Frente Progresista Cívico y Social en el Senado dijo que ni bien terminen las rondas de diálogo con los partidos el proyecto debe ser discutido por los senadores y por los diputados para que en el segundo semestre haya tiempo de la elección de los constituyentes y de las sesiones para la reforma.

El senador por San Cristóbal, Felipe Michlig, empezó a ponerle plazos a la discusión del proyecto de necesidad de reforma constitucional en Santa Fe. Para el presidente del interbloque del Frente Progresista en el Senado, en 60 días se tendría que estar votando en la Legislatura si se va a reformar o no la Carta Magna provincial.

"Para definir la necesidad de la reforma nosotros tenemos un plazo que son los próximos 60 días porque después hay que convocar a elecciones, hay que elegir convencionales, tiene que sesionar la Convención Constituyente y hay que hacer las reformas en el ámbito de los temas que quedarían habilitados", dijo por LT9 y agregó: "Entendemos que están dadas las condiciones y que hay que dejar de lado los egoísmos u oportunismos de muchos dirigentes políticos en cuanto a lo que es la reforma y avanzar en algo que va a significar calidad institucional y de funcionamiento de las instituciones y eso es un beneficio para los santafesinos".

"Los tiempos dan perfectamente. Y el debate nos va a dejar la Constitución más moderna", aseguró Michlig que por su función ya habló "con muchos dirigentes de diferentes partidos políticos y veo que hay muchos actores del justicialismo que, al margen de la reelección del gobernador, están dispuestos a propiciar la reforma de la Constitución".

En estos dos meses que mencionó el legislador, el gobernador deberá ingeniárselas para empezar a conseguir voluntades en la Legislatura. Para avanzar con el proyecto de necesidad de reforma, Lifschitz necesita el voto positivo de 13 senadores y 34 diputados. Al ser consultado sobre los tiempos, Michlig dijo que el proyecto debería ser enviado ni bien terminen las conversaciones con los partidos políticos, "antes del 1 de mayo, cuando el gobernador hace un balance de los negocios públicos de la provincia en su mensaje a la Asamblea Legislativa".

"Soy optimista –continuó– porque entendemos que es el momento de reformar la Constitución, que ya tiene más de 50 años. Además ya pasó casi un cuarto de siglo desde que se reformó la Constitución Nacional y nosotros tenemos que aggiornar la nuestra. Santa Fe es una de las dos provincias que no modificó su Constitución (después de 1994) y somos cuna de la Constitución, es una contradicción".

Luego le preguntaron por el punto que genera más controversias, la posibilidad de habilitar al actual gobernador a ser reelecto y al respecto respondió: "Eso lo van a decidir los convencionales. Incluso cada fuerza política que se presente con su lista de convencionales para llevar adelante los temas que se habiliten tienen que tener mayoría, si no no lo pueden hacer".

"Al margen de la posibilidad de una reelección o la extensión de los mandatos, dicho sea de paso la única categoría electoral de los cargos nacionales, provinciales y comunales que no puede tener reelección es la de gobernador y vice. Pero al margen de eso, en el inicio de las sesiones ordinarias de la Legislatura tenemos dos meses de desfasaje. La mayoría de las legislaturas provinciales y los concejos municipales empiezan el 1 de marzo y nosotros el 1 de mayo. El mandato de los presidentes comunales para llevarlos a cuatro años", enumeró entre los temas a reformar.