El país
Jueves 07 de Diciembre de 2017

¿Que hará el peronismo con el pedido de desafuero a Cristina Fernández?

Desde el sector político advierten que evaluarán si "son procedentes" los fundamentos de Bonadio.

El senador nacional del peronismo Rodolfo Urtubey declaró hoy que los legisladores de ese espacio "evaluarán si son procedentes los fundamentos" esgrimidos por el juez Claudio Bonadio para pedir al Senado el desafuero de la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner en la causa por el encubrimiento del atentado de la AMIA.

"El juez va a tener que mandar información sumaria y los fundamentos y nosotros vamos a evaluar si eso es procedente", explicó a la agencia de noticias Télam el senador por Salta, presidente de la comisión de Acuerdos, y agregó que "seguramente este debate se concretará una vez que finalice el período de sesiones extraordinarias".

LEER MÁS: Bonadio procesó a Cristina Kirchner y pidió su desafuero para detenerla


Urtubey aclaró además que es "el propio Senado el que tiene que evaluar si corresponde o no constituirse" para analizar el pedido de desafuero e insistió en que, como la comisión de Asuntos Constitucionales tiene un plazo de 60 días para expedirse, es probable que el debate se realice una vez que concluya el período de sesiones extraordinarias.

Es que en este período de receso parlamentario solo podrían tratarse en el Congreso los proyectos de reformas económicas enviados por el Poder Ejecutivo. Urtubey señaló que el Poder Ejecutivo "no debe intervenir" en la resolución del Senado sobre el tratamiento del desafuero. "Es algo que debe resolver el propio Senado", recalcó el senador peronista.

El pedido de desafuero fue enviado al Senado un día después de que el jefe de los senadores del peronismo, Miguel Ángel Pichetto, anunció la ruptura formal del bloque y la creación de un interbloque de 25 miembros del que deja afuera a la flamante senadora Fernández de Kirchner. No obstante, Pichetto advirtió en reiteradas oportunidades que su espacio no comparte la postura del desafuero cuando no existe una condena firme en contra del imputado.