Reapareció Vanucci

Miércoles 02 de Noviembre de 2011

Luego de tanta exposición mediática, con escándalos amorosos y religiosos de por medio, son días de felicidad los que está viviendo Victoria Vanucci con su novio Matías Garfunkel.

La pareja se fue de luna de miel al desierto del Sahara, el más misterioso y peligroso del mundo, ubicado mayoritariamente en Marruecos. Pasaron por Tanger, Fez, Casablanca y Marrakesh.

La modelo de 28 años contó su inolvidable experiencia a la revista Caras. Me di cuenta de que adoro África. Matías tiene espíritu aventurero y por eso lo amo. Y a mí también me encanta, soy india de alma. Volví hace menos de un mes, el viaje duró una semana y media.

También contó lo que es dormir dos noches en el medio del desierto. Nuestro guía nos dijo: "si ven una serpiente corran y si se cruzan con un escorpión agarren otro, así tienen el antídoto". Uno podría decir que estábamos en medio de la nada, pero para nosotros fue tenerlo todo.

Hicimos una vida muy salvaje. Teniendo la posibilidad de dormir en un hotel seis estrellas en el medio de Nueva Cork, elegimos viajes más aventureros, nos gusta la adrenalina. Con Matías coincidimos en la aventura y el desafío, y es algo que nos sorprende a los dos, explayó Vicky.

La modelo finalizó con una anécdota ocurrida en el desierto, cuando estaban perdidos. Le pedí que me lleve al hotel porque tenía frío. Matías supo ubciarse mirando las estrellas y me llevó. Fue sorprendente, quedé fascinada. Es un navegante.

¿Te gustó la nota?