Rusia 2018
Jueves 24 de Mayo de 2018

La doble vara de Sampaoli

Mientras el técnico desafectó rápidamente a Sergio Romero por una lesión en la rodilla, tiene decidido esperar a Gabriel Mercado (se dice que no llegaría al debut), Lucas Biglia (se recupera de una fractura en sus vértebras) y también a Sergio Agüero, que fue operado y hace más de dos meses que no juega.

La noticia causó revuelo en el predio de la AFA y no era para menos, ya que el técnico Jorge Sampaoli había decidido desafectar a Sergio Romero del plantel que jugará el Mundial. El martes Chiquito sufrió una molestia en la rodilla derecha (la misma que se había lesionado en el partido ante España) y en pocas horas consultando con los médicos el DT le dio de baja y llamó a Nahuel Guzmán.

El parte médico fue escueto y bastante difuso, se mencionó que se trataba de un bloqueo articular en su rodilla derecha, pero de ningún modo se mencionó el tiempo de recuperación. Y a partir de allí comenzaron las especulaciones en torno al diagnóstico. Romero no habló pero sí lo hizo su esposa Eliana Guercio poniendo en duda la determinación del técnico.

Algunos mencionaron que con una artroscopía podía resolverse la cuestión y que el tiempo de recuperación sería de tres semanas, estando a disposición justo para el debut ante Islandia. Pero Sampaoli no dudó y de inmediato tomó la decisión de cortar a Chiquito, quien se dice que le habría propuesto operarse al día siguiente para arrancar con la rehabilitación, pero no tuvo eco en el entrenador.

La pregunta que sobrevuela es si en vez de Romero el futbolista que sufría esta lesión era otro ¿hubiese tomado esa decisión? Sacando a Lionel Messi, seguramente si el involucrado hubiera sido Nicolás Otamendi lo estarían esperando o Ángel Di María o algún histórico.De allí la bronca que siente Romero por la manera en que se manejó el oriundo de Casilda.

Y está claro que el técnico no lo consideraba al arquero del Manchester United un imprescindible y tenía pensando darle el arco a Franco Armani. Por eso no dudó en llamar a Guzmán y de esta manera sacarse de encima una polémica que lo hubiese atormentado hasta el inicio del Mundial para definir si atajaba Romero o lo hacía Armani. Ahora el camino parece allanado para el uno de River.

Sucede que Sampaoli no actuó de la misma manera con otros futbolistas que arrastran distintas molestias, al punto tal que se menciona que Gabriel Mercado no estaría a disposición para el debut ante Islandia por una lesión lumbar. Así y todo decidió mantenerlo en el plantel.

Lucas Biglia padeció la fractura de dos vértebras, se recuperó más rápido de lo previsto pero un golpe del Papu Gómez lo sacó de la cancha. En el último partido del Milán fue al banco pero no ingresó. Pero está claro que no llega al ciento por ciento desde lo físico. No obstante, el técnico lo considera clave y por eso viajará a Rusia aun cuando es una incógnita saber si ante un mínimo golpe que sufra pueda quedar al margen.

Mientras que el Kun Agüero se realizó una artroscopía en su rodilla izquierda a mediados de abril y ahora está entrenando a la par de sus compañeros. Sucede que la primera molestia se produjo el 10 de marzo y por eso no jugó los amistosos ante Italia y España.

Luego sumó algunos minutos en dos partidos del Manchester City pero el dolor persistía y por eso decidió operarse. Con lo cual el delantero hace dos meses y medio que no completa 90 minutos. Y en consecuencia también es un interrogante su evolución.

De esta manera, Sampaoli no actuó de la misma manera con los lesionados o "tocados": mientras que Mercado, Biglia y Agüero están entrenando en el predio de Ezeiza, Romero está en su casa. Y tiene una explicación, ya que los tres primeros son considerados titulares por el DT, el mismo que dudaba en poner a Chiquito. Y da la sensación de que ese problema en la rodilla, en parte le evitó tomar una decisión que puertas adentro hubiese causado mucho ruido.