Durante la jornada del jueves fueron ejecutados una decena de allanamientos ordenados por el juez federal con sede en la ciudad de Reconquista, Aldo Alurralde, en Romang, departamento San Javier; en la zona de islas y en la localidad de Esquina, en la provincia de Corrientes. Estos arrojaron como consecuencia la aprehensión de siete personas, una de ellas con pedido de captura, y el secuestro de estupefacientes, armas de fuego, cartuchos y balas, dinero en efectivo, una embarcación, teléfonos celulares y elementos considerados de interés para proseguir la investigación sobre el movimiento de la narcocriminalidad en el noreste del territorio argentino.

Aprehendidos y secuestros

Los procedimientos fueron ejecutados conjuntamente entre pesquisas de la Policía de Investigaciones (PDI) de Santa Fe y la Prefectura Naval Argentina que, de manera simultánea, rodearon e irrumpieron en distintos domicilios como así también en una ranchada en la zona de islas, adonde fueron aprehendidos: D.F., con secuestro de cocaína, marihuana, un teléfono celular y dinero en efectivo; E.C.P. y G.F., con la incautación de cocaína, teléfonos celulares, dos escopetas tumberas de fabricación casera y dinero en efectivo; J.S., a la que le hallaron marihuana, cocaína y un teléfono celular; J.C., con secuestro de marihuana, varios teléfonos celulares y un pendrive; J.F., con secuestro de celulares; M.M. y F.R., con cocaína, varios teléfonos celulares, armas de fuego sin documentación y una embarcación, y L.A., con armas de fuego sin documentación, 98.515 pesos y cheques por 788.310 pesos.

Informaron sobre el resultado de los allanamientos, las aprehensiones y los secuestros concretados a las jefaturas de la Policía de Investigaciones (PDI) y de la Prefectura Naval Argentina. Estos hicieron lo propio con el magistrado federal Aldo Alurralde, quien ordenó que las siete personas aprehendidas, todas pertenecientes a un mismo clan narcocriminal del norte santafesino, continuaran privadas de su libertad, que sean identificadas y que se les forme causa como presuntos infractores de la ley nacional de estupefacientes N° 23.737.