Arsenal le empató 2-2 a Chacarita Juniors en San Martín, después de estar dos goles en desventaja, pero descendió este domingo a la segunda división del fútbol argentino ya que Patronato goleó en Paraná a Rosario Central por 3 a 0.

El Funebrero, último en la tabla de promedios y también al filo de perder la categoría, tenía la victoria encaminada por los goles de Germán Ré (PT 41') y Mauro Matos (ST 5').

Pero una notoria merma de su funcionamiento posibilitó la reacción de Arsenal, que llegó a la igualdad con tantos de Claudio Corvalán (ST 15') y Sebastián Lomónaco (ST 37') tras un penal que el arquero local Pedro Fernández le desvió a Lucas Wilchez (ST 10').

En un inicio vertiginoso llegó Arsenal con una gran habilitación de Wilchez para Leonardo Rolón, cuyo remate fue desviado por Pedro Fernández y la ayuda del travesaño.

En la respuesta probó Matías Rodríguez desde afuera del !rea y rechazó Pablo Santillo abajo, junto a su palo izquierdo. Dentro de la paridad Arsenal intentó con el manejo de Vilchez, la movilidad de Rolón y las interesantes escaladas por el lateral derecho de Marcos Curado, que generó un par de acciones que no pudo definir el propio Rolón.

Chacarita apostó al trabajo de Matías Rodríguez, que alternó buenas y malas. Al promediar la etapa cayó la intensidad y recién despertó sobre el final, con un remate desviado de Wilchez desde supuesta posición adelantada y un envío cruzado y afuera de Matos.

Hasta que a los 41' Rodríguez ensayó un tiro libre para la cabeza de Ré, que abrió el marcador. En el complemento lastimó Chacarita, con un buen centro de Nahuel Menéndez que conectó Matos al primer palo de Santillo para estirar cifras. Arsenal reaccionó y tras ser derribado Curado en el área Wilchez desperdició el penal, rechazado con el pie por Fernández.

Pero casi de inmediato Wilchez cedió la pelota a Corvalán, que descontó con un remate a media altura. Arsenal volcó el partido a su favor y empató con un tiro cruzado del ingresado Lomónaco. El final fue ida y vuelta. El empate no les servía y menos a Arsenal, que un rato después terminó por sellar su descenso a la B Nacional.