Sin dudas, los conocedores saben que las bochas y un vino son una buena combinación. Pero a Mauricio Gómez, un santafesino por adopción, se le ocurrió llevar esta dupla a un nivel superior y logró así dar su mejor bochazo. Todo quedó registrado en un video que hoy tiene miles de reproducciones.

La grabación fue subida a Facebook el domingo pasado por su cuñado y hoy es viral. En la grabación, el cordobés —radicado en Santa Fe hace 25 años— colocó una bocha de referencia junto a una botella de vino tinto y tomó distancia con otra bocha en la mano. A varios metros toma carrera, la lanza por el aire y ¡bochazo!, quedando la botella en pie y lista para servir una copa de vino. "Sigo demostrando que soy el mejor", dice Mauricio al final del video que originariamente envió a sus compañeros del Club de Bochas de Santa Rosa y que grabó en la entrada a su casa de Colastiné.

"Lo grabé hace dos meses para mandarlo al grupo de bochas. Nunca imaginé que iba a tener tanta repercusión", contó a UNO Santa Fe el protagonista del video que hoy ya tiene miles de reproducciones y hasta llegó a otros países. "Estoy en el aire, porque desde el lunes que mi cuñado me avisó que lo había subido el domingo no me paran de llegar mensajes de felicitaciones y solicitudes. No soy muy bueno con la tecnología, pero me escribieron de Brasil, Italia, Uruguay y de Argentina ni hablar", contó Mauricio a quien por las imágenes en las últimas horas invitaron de Rosario a un torneo en Bariloche para el mes de octubre.

Pero todos nos preguntamos ¿cómo lo hizo? y la respuesta está en los años de práctica y dedicación a este deporte que practica desde muy pequeño. "Antes de tirar a la botella practiqué con otra que se ve en el video que es de agua, porque no es lo mismo pegarle a la bocha directo que con un obstáculo adelante. La bocha con la que estamos jugando en Santa Fe pesa entre 1,150 y 1,200 kg. Hay que coordinar la carrera, que tiene que ser pareja; esta a su vez con el brazo, la distancia y altura de la bocha. Eso se hace con los años", explicó.

Con este video, Mauricio quiere reivindicar las bochas e incentivar a "los más chicos a que se sumen a este deporte". "Le dije a mi cuñado que lo suba para rescatar las bochas que lamentablemente se está perdiendo de a poco. La situación económica es grave y los clubes la están sufriendo. Todos los años nos enteramos de que cierra un nuevo club de bochas por falta de renovación de jugadores, siendo que cuando vamos al interior de la provincia vemos mucha participación de chicos, incluyendo mujeres. Algo que acá en Santa Fe no pasa. Me gustaría que desde el gobierno también se incentive esto", sentenció.

Para él las bochas es "el deporte de los amigos" . "No es agarrar una bocha, lleva mucha concentración. La gratitud más grande que te queda es la amistad; y el respeto adentro y fuera de la cancha es otra de las cosas fundamentales", destacó Mauricio.

Su inicio en las bochas fue gracias a su padre en la localidad donde nació, San Marcos Sud (provincia de Córdoba). "Él jugaba en el campo y así aprendí. Lo practiqué desde chico pero cuando me vine a Santa Fe, hace 25 años, estuve casi 10 años sin jugar. Hasta que un día, jugando a la pelota un compañero dijo que iba a un club de bochas. Le comenté que yo jugaba y me invitó", recordó Mauricio. Así fue como volvió a jugar. "Arranqué en el Club Amenábar; después me fui a Quilmes hasta que cerró y ahora estoy en Santa Rosa. Pero también juego en el Club Unión de Esperanza", contó.