La jornada amaneció con cielo parcialmente nublado y una temperatura que a las 7 rondaba los 9 °C. Pero las perspectivas de los expertos indican que la térmica irá en ascenso a lo largo del día, llegando a la tarde a marcar 25 °C.

Esta tendencia, al parecer, podría repetirse también el jueves y el viernes, días donde incluso se espera que se eleve la mínima y también las máximas, llegando a marcar hasta 30 °C.

¿Primavera en puerta? El extendido del fin de semana indica un clima que bien puede asimilarse con esta época del año, aunque aún no hay previsiones de la próxima semana. Por lo pronto, la recomendación está en disfrutar del corto plazo donde la estabilidad y el sol serán la clave.