Santa Fe
Lunes 09 de Abril de 2018

El recuerdo de exconcejales de Marcelo Álvarez

Los exconcejales durante el período de Álvarez como intendente, Juan Carlos Bettanín y Leonardo Simoniello lo recordaron como una gran persona. Recordaron una gestión marcada por la inundación de 2003, aunque afirmaron que no fue el único responsable.

Referentes políticos de distintos espacios políticos recordaron al exintendente Marcelo Álvarez a horas de su fallecimiento. Los exconcejales Juan Carlos Bettanín (PJ) y Leonardo Simoniello (UCR), tuvieron palabras elogiosas y resaltaron los valores humanos de quien fuera el intendente de la ciudad entre 1999 y 2003.

Bettanín recordó que en primer lugar a Álvarez lo conoció por su trabajo como periodista y que como tal criticaba algunas cosas de la Municipalidad. "Para mí fue el mejor secretario de obras de la ciudad de Santa Fe, por lo menos del período democrático.", aseguró y agregó: "Lamentablemente después, por esas cosas que tiene la política y los liderazgos, como el dependía de (Horacio) Rosatti lo convencieron de que sea intendente".

Bettanín recordó una charla que tuvo con Álvarez en la que le aconsejó al exintendente que no aceptara ser candidato a presidir el palacio municipal. Pero aseguró que la mediación de Carlos Reutemann, lo llevó a Álvarez a presidir el Ejecutivo local. "La relación siempre fue muy buena, muy cercana y muy cariñosa. Era un tipo muy respetuoso y macanudo al que le colgaron la romana de una situación en la que tuvo poco que ver como la inundación. Era intendente, de hecho algo tenía que ver. Pero el que manejaba todo era Reutemann. Él era el verdadero intendente que andaba por la calle, iba y venía, tomaba las decisiones y sino hay que recordar la pelea del final de la gestión de Rosatti cuando se peleaban por ver quién había hecho la reconstrucción del Puente Colgante", rememoró.

Luego se refirió a los cuatro años de gestión de Álvarez y dijo: "Marcelo no tenía un gran equipo para gestionar y tampoco le contaron la verdad de la inundación. Pero puso lo poco que tenía para tratar de ayudar, aunque obviamente no estaba a la altura de las circunstancias. Es horrible tener que decir estas cosas en este día, aunque están dichas desde el cariño y el respeto".

"No sé si era un gran intendente –continuó–, porque obviamente la inundación lo arruinó y no solo en el plano de la gestión sino también como persona porque tuvo problemas de todo tipo. En esos días de la inundación yo lo recuerdo a él con una capa amarilla y con botas en reuniones permanentes con nosotros los concejales. Fue el pato de la boda porque Reutemann todavía no dijo o la Justicia y los factores de poder de esta sociedad no le hicieron decir lo que sabe. (Mario) Barletta tampoco dijo todo lo que sabe y el que terminó cargando con el peso del mayor drama que vivió la ciudad fue Marcelo Álvarez. Fue un excelente funcionario y un gran tipo en lo personal, de quien fui amigo. Para la familia de Marcelo un abrazo de solidaridad", concluyó.

"Se murió sin conocer la verdad de la Justicia"
Por su parte, Simoniello dijo que "es una terrible noticia" el fallecimiento de Álvarez y recordó: "Con Marcelo no solo tuvimos una excelente relación cuando yo era concejal y él era intendente. Era un tipo que conocía muchísimo la ciudad y que le tocó vivir en funciones una de las peores crisis hídricas que tuvo Santa Fe. Creo que no fue todo lo responsable de lo que lo hicieron y lamento muchísimo que haya tenido que estar todo este tiempo procesado sin ningún tipo de sentencia".

"Desde lo humano –agregó– mantuve una relación hasta hace poco tiempo y prefiero recordarlo en esa calidad de persona porque fue un buen tipo; muy golpeado por la actividad pública por errores que cometió pero también por errores que él no cometió y eso lo lamento mucho".

"Lamentablemente no fue la Justicia la que lo dijo, pero sí estoy convencido que él pudo haber tenido la responsabilidad pero no fue solo él y un par más los que la tuvieron. Creo que otros tuvieron mucha responsabilidad y nunca les llegó la Justicia. Creo que esto es para revisar los procesos largos de la Justicia, en donde esta persona desde aquel entonces, ya casi 15 años, no hubo ningún tipo de sentencia, ni sobreseimiento ni nada. Se murió seguramente pensando que era inocente pero no conociendo la verdad de esta Justicia que a veces es muy lenta", finalizó