En lo que va del año, de acuerdo a los registros del Departamento de Relaciones Policiales de la provincia de Santa Fe, la Agrupación Bomberos Zapadores tuvo intervención en 550 incendios producidos en Santa Fe y su zona de influencia.

La cifra incluye los de casos trabajados en los cuarteles de Santa Fe (zona centro), zona Norte, Santo Tomé y San José del Rincón. Las cifras obedecen a los focos ígneos generados en pastizales y cañaverales. Desde el Departamento de Relaciones Policiales destacaron que en ninguno de los casos contabilizados hubo que lamentar heridos o pérdidas humanas.

Al día de la fecha la zona de Rincón fue la más afectada y asistida, ya que en el período sumó un total de 158 incendios, de los cuales la mayoría (66) se registraron en enero.

En segundo lugar figura el territorio de Santo Tomé en donde se registraron 144 casos. En tanto que los cuarteles de Santa Fe, uno de los cuales abarca Recreo, contabilizaron 137 y 111 episodios respectivamente.

Entre las causas que provocan estos siniestros las altas temperaturas figuran en primer lugar, dado que generan un escenario propicio para la propagación del fuego. La mayoría de ellos ocurren en horas de la siesta y están acompañados por una brisa que dificulta su extinción.