Un informe avalado por Unicef detalla las preocupantes condiciones de vulnerabilidad en la infancia de los niños que se encuentran en instituciones de acogimiento en la provincia de Santa Fe. El trabajo del Observatorio de los Derechos de la Niñez y Adolescencia - realizado entre mayo de 2016 y febrero de 2017- sobre 41 instituciones de acogimiento en la provincia de Santa Fe dio a conocer preocupantes datos sobre las altas condiciones de vulnerabilidad en la que viven niñas, niños y adolescentes sin cuidados parentales y que se encuentran a cargo del Estado.

En el documento se analiza desde hacinamiento, sobreocupación, fallas edilicias y condiciones de alojamiento hasta el tiempo de permanencia en las instituciones, el acceso a derechos, las condiciones laborales de los trabajadores de los centros y la articulación con la Subsecretaría de la Niñez, Adolescencia y Familia.

Hacinamiento y sobreocupación

En números, los chicos que viven en condiciones de hacinamiento en la provincia son 221. Así, el informe presenta indicadores críticos de sobreocupación y hacinamiento en instituciones de acogimiento por encima de los promedios provinciales en los nodos del centro-norte en comparación a los del sur y se argumenta: "Esta relación sugiere inequidad de condiciones y oportunidades entre el norte y el sur de la provincia" .

El más afectado es el Nodo Reconquista: "E l 100% de sus instituciones en situación de hacinamiento, el 100% de sus instituciones con sus edificios en condiciones malas o regulares. El 100% de las instituciones indicó dificultades de acceso a especialidades médicas, el 75% a turnos y medicamentos".

Asimismo el Nodo Santa Fe tiene el 69% de sus instituciones sobreocupada s, el 62% tienen condiciones de hacinamiento , el 38% de las instituciones con sus edificios en condiciones malas o regulares. El 92% de las instituciones expresó dificultades para acceder a especialidades médicas, el 100% a tratamientos de salud mental.

Por su parte, el Nodo Rafaela tiene: "El 67% de sus instituciones sobreocupadas, el 67% de las instituciones con obras de remodelación pendiente. El 100% expresó dificultades para acceder a turnos, especialidades médicas, medicamentos y salud mental".

En el total de la provincia se detectó que el 39% de las instituciones se encontraban en condiciones de sobreocupación, alojando una cantidad de niñas, niños y adolescentes que superaba lo estipulado. Y el 44% presentaba condiciones de hacinamiento, expresando el reducido espacio vital para cada niña, niño y adolescente alojado.

Permanencia

El Código Civil y Comercial Nacional establece un plazo de seis meses para definir el proceso de una Medida de Protección Excepcional; y esto modifica el Procedimiento estipulado en la Ley Provincial N° 12.967. A partir de la información del trabajo, en el documento se expresa que "se detecta un tiempo de alojamiento más extenso que el definido en la normativa vigente". Según el informe, el 71% de las instituciones relevadas afirmó alojar a niñas, niños y adolescentes con medidas vencidas y se relevó que el promedio de permanencia en una misma institución de acogimiento supera el año y medio.

C abe destacar que el 73% de los equipos y directivos de las instituciones no pudieron responder si l os chicos quienes tenían a cargo su cuidado habían estado alojados en otras instituciones antes de llegar allí, debido a la falta de acceso a este tipo de información. Sin embargo se aclara: "E s necesario considerar que un gran porcentaje de niñas, niños y adolescentes tienen historias previas de institucionalización, lo que extendería el promedio de estadía señalado en este informe ".

Acceso a derechos

Según el estudio, se relevó el acceso de las niñas, niños y adolescentes a los derechos básicos de las personas. Respecto a Educación, el 93% de las instituciones manifestó "lograr garantizar la escolaridad de las niñas, niños y adolescentes alojados". No obstante, el 41% expresó "tener dificultades en las articulaciones con las escuelas".

En cuanto a garantizar el derecho a la recreación y el deporte, el 76% de las instituciones dijo articular favorablemente con distintas entidades, organizaciones y clubes.

En lo que refiere al derecho a la salud, el 56% de las instituciones señaló "tener dificultades para conseguir turnos médicos y el 59% expresó tener dificultades para obtener medicamentos. El 85% de las instituciones afirmó tener dificultades para que las niñas, niños y adolescentes accedan a tratamientos de salud mental, a especialidades médicas y odontología".

Condiciones edilicias

Sobre este punto, el Observatorio de los Derechos de la Niñez y Adolescencia indica: "El 47% de las instituciones presentan un estado edilicio de regular a malo (goteras, humedades, instalaciones averiadas, falta de luz natural, entre otras variables relevadas).

El 46% presentaba obras de refacción pendientes, y el 17% estaba en procesos de refacción. Además se observó: "Baños que no funcionaban correctamente, espacios que requerían arreglos en paredes y techos, proyectos de remodelación y ampliación de habitaciones y patios. El 44% no contaba con ventiladores. El 44% de las instituciones no cuenta con dispositivos de refrigeración. Respecto a la ausencia de calefacción, aun siendo un porcentaje menor (22%), también resulta un aspecto a atender debido a la importancia de tal servicio para el cuidado y alojamiento de niñas y niños durante el invierno".

Sobre el tránsito de niñas y niños con discapacidad o movilidad reducida se informó: "El 83% de las instituciones no contaban con baños para personas en sillas de rueda, y el 90% no contaba con ningún tipo de adecuaciones para su accesibilidad, como rampas, barandas,etcétera".

Otras conclusiones

Una de las áreas donde los referentes de las instituciones expresaron mayor preocupación fue que más del 90% consideró que las articulaciones con los equipos de la Subsecretaría son regulares o malas.

Por otra parte se detectó que el 60% de los trabajadores -en contacto directo con los niños- se encontraban con contratos informales. También se relevó que el 88% de los equipos se encontraban incompletos. El 7% de las instituciones no tenía acompañantes convivenciales, el 10% no disponía de equipo técnico y el 32% no contaba con la presencia regular de personal de acompañamiento personalizado de la Subsecretaría de los Derechos de la Niñez, Adolescencia, y Familia.

El 56% de las instituciones consideró que la cantidad de acompañantes convivenciales es insuficiente y el 85% expresó la necesidad de incorporar otras disciplinas a sus equipos de trabajo.

Finalmente, se apunta que el nodo Santa Fe concentra la mayor cantidad de niños, niñas ya adolescentes. Al momento del registro, entre sus 13 instituciones se encontraban 209 niñas, niños y adolescentes. En el total de la provincia se registraron 503 niñas, niños y adolescentes -entre 0 y 18 años- alojados en 41 instituciones de acogimiento (oficiales y conveniadas). La mayoría de ellas y ellos tenían entre 11 y 18 años -o más- de edad, en la que se reconocen dificultades para concretar instancias de revinculación o lograr procesos de adoptabilidad.

El informe, titulado "Las instituciones de acogimiento en la provincia de Santa Fe: diagnóstico y aportes para la garantía y restitución de derechos de las niñas, niños y adolescentes separados de sus centros de vida", fue realizado por la Defensoría de Niñas, Niños y Adolescentes de la Provincia de Santa Fe con el apoyo de Unicef y la Defensoría del pueblo.