La secretaria de Estado de Energía, Verónica Geese, descartó que la Empresa Provincial de la Energía vaya a aumentar sus tarifas en lo que resta de 2018 y puso en duda que el aumento que se anuncia a nivel nacional sea sobre el costo de la energía mayorista, lo que sí tendría su impacto en la boleta de los santafesinos.

La funcionaria provincial dijo que espera información oficial para poder hablar de ese tema, aunque sostiene que se debe tratar de una confusión y que las subas de entre el 25 y el 30% que anunciaría el ministro de Energía de la Nación, Javier Iguacel, son sobre el Valor Agregado de Distribución (VAD) para las empresas que operan en ciudad de Buenos Aires y el Gran Buenos Aires.

"Me cuesta pensar que pueda haber un aumento sin audiencia pública. Creo que de lo que se está hablando hasta ahora es del aumento que le va a dar el gobierno nacional a Edenor y Edesur por el VAD (Valor Agregado de Distribución), que son las que están en jurisdicción federal. No creo que estén hablando de esos valores para el mayorista que sí impacta para el resto de las jurisdicciones. Por lo menos para la luz y el gas se tiene que hacer una audiencia pública. Hasta que no tengamos información oficial no queremos hablar porque no sabemos a quién le van a cobrar ese aumento", argumentó.

—¿La EPE no tiene pensado aumentar su tarifa en lo que resta del año?

—No. La EPE aumentó su tarifa en febrero y por todo 2018 no va a aumentar su VAD.

—Y si hay un aumento de la energía mayorista, ¿la EPE lo va a trasladar?

—Si hay un aumento del mayorista, por cada 10 puntos que aumente el precio mayorista de la energía, la EPE le va a tener que pagar (a Cammesa) por año 1.500 millones de pesos más. Si es un 20% el aumento serán 3.000 millones de pesos y si es un 30% de aumento serán 4.500 millones de pesos que entre todos los usuarios de la EPE tienen que juntar para pagarle a Cammesa. La factura mensual que la EPE hoy le está pagando a Cammesa es de unos 1.000 millones de pesos. A eso hay que aplicarle el 10, 20 o 30%.

Por otra parte, Geese se refirió a la publicación de los sueldos de los directores de la Empresa Provincial de la Energía y aseguró que "en la EPE no hay privilegios" para los trabajadores ni para el personal político, al que se le acaba de eliminar un bono anual que se cobraba en mayo y que equivaldría a unos tres salarios.

Para la funcionaria provincial la publicación de los sueldos del mes de mayo y el corte de energía que sufrió ayer la ciudad de Rosario y gran parte del sur provincial por una falla en la red nacional no son hechos casuales.

"Esto no arrancó el fin de semana. Es una serie de sucesos que comienza cuando el ministro empieza a salir a hablar de Santa Fe en los medios nacionales, el Presidente desde Sudáfrica sale a hablar de las tarifas de la EPE. Es todo un encadenamiento de hechos que ayer tuvo un corte (de energía) que nos hace pensar que todo está ligado", le dijo a UNO Santa Fe la funcionaria que tiene bajo su órbita a la Empresa Provincial de la Energía.

—Más allá de esta serie de hechos que, según usted, están encadenados. ¿Hay privilegios en la EPE?

—Privilegios no. Los trabajadores de la EPE tienen un convenio colectivo de trabajo que lo tienen los trabajadores de Luz y Fuerza del país, con lo cual desde ese punto de vista no hay privilegios. Son cuestiones que consiguió el gremio en sus 50 o 60 años. Para nosotros no son privilegios, son cuestiones que alguien pueda querer modificar pero que son de la órbita nacional porque son cuestiones que tiene que tratar el Ministerio de Trabajo nacional. Si alguno de los que hoy habla quiere modificar eso tendría que aclararlo bien. Si quieren modificar los convenios colectivos, que lo digan y que lo hablen con el gobierno nacional.

—¿Y para el personal del directorio?

—Sobre los sueldos del directorio de la empresa hay que decir que son sueldos que están regidos por la Ley 10.014 de la creación de la EPE. Cobraban un bono que desde que ingresó Maximiliano Neri (presidente de la EPE desde mayo de este año) por orden del gobernador, entre otras cuestiones que tienen que ver con disminuir los gastos, no porque tengan un impacto directo en la tarifa, sino por una cuestión de demostrar que en la empresa los funcionarios públicos se pueden adecuar a los momentos de austeridad que va a tener que vivir el resto de la gente. El gobernador le pidió a Maximiliano que lo sacara y luego todo el directorio firmó esa resolución y ahora no lo están cobrando. Pero respecto a la planillita (que se publicó con los sueldos de los integrantes del directorio) no es que el presidente y el directorio de la EPE todos los meses cobraban esos montos, sino que ese mes (mayo) es cuando cobraban el bono. Es el mes más alto de todo el año.

"Pero enfocarlo solo en el tema de los sueldos es lo que quieren que hagamos, que salgamos a hacer un road show en los medios nacionales como está haciendo el intendente de Santa Fe (José Corral) para distraer de las cuestiones que a la gente sí la van a terminar afectando como son los aumentos que se vienen, los que ya están, la devaluación, distraer del tema de los aportes (a la campaña electoral) que está afectando al gobierno nacional. Están en un proceso de distracción que implica tirarse contra una empresa, que además de ser pública, es del gobierno provincial, que es de un signo contrario (al del gobierno nacional), es una empresa que no le debe nada al gobierno nacional, que está saneada, que mejoró muchísimo el servicio en los últimos años y que lo único que pueden decir es esto. Ya ni es sospechoso, es certero que hay algo armado", afirmó Geese.

La funcionaria aclaró que la empresa tiene un directorio ocupado por cinco personas: un representante de las cooperativas, uno del sector obrero y tres del Ejecutivo. Además están los gerentes y los jefes de sucursales, "pero ese es personal de carrera de la empresa y no son elegidos políticamente".

"Son ocho gerentes y siete sucursales. Cuando uno compara los sueldos de los gerentes o jefes de sucursales lo tiene que hacer contra los sueldos que paga el mercado porque es gente que se podría ir a trabajar a Edenor, a Edesur o a otro lado. Para ganarnos la mejor gente tenemos que salir a competir al mercado porque esos sueldos no están relacionados con la actividad política sino con su actividad", sostuvo.

"Además -continuó-, después vino el corte de ayer (por el lunes), por el cual va a haber una denuncia para que se investigue la situación porque ese tipo de maniobras con transformadores no se hace nunca a esa hora. El error que lleva a la salida de servicio de los dos tramos no lo comete ni un chico de cinco años".

A partir de esos hechos, la empresa "va a hacer una denuncia y va a pedir explicaciones a Cammesa y a Transener", que es la dueña de las instalaciones involucradas. "Se juega con la gente a la que se le cortó el servicio y, aunque haya sido media hora, fue en el momento en que la gente vuelve a su casa y es un momento crítico", aseveró.