Los concejales Emilio Jatón y Laura Mondino (FPCyS) presentaron en el Concejo Municipal un proyecto para expresar su preocupación por el estado y abandono del edificio que fue la casa familiar de Sor Josefa Díaz y Clucellas, la primera pintora santafesina con firma. Además hicieron llegar a la ministra de Innovación y Cultura, Chiqui González, una nota en la que le solicitan que intervenga, deje sin efecto el comodato e inicie las tareas de puesta en valor del inmueble.

"Hace nueve años que la Municipalidad tiene a su cargo el edificio. En ese tiempo se hicieron dos llamados a licitación. En el primero todas las ofertas estuvieron por encima del monto que se había definido y en el segundo, directamente, no hubo oferentes. Eso fue en 2014 y, desde entonces, no se hizo nada más", explicó Jatón.

Y agregó: "La casa de Sor Josefa Díaz y Clucellas es una de las únicas viviendas de familias no aristocráticas que quedan en la ciudad. Su valor histórico es inmensurable. Hay que recordar que desde esa terraza Josefa pintaba un paisaje portuario que hoy no existe".

Además de la presentación del proyecto de comunicación, Jatón y Mondino llevan adelante reuniones con referentes del Ministerio de Innovación y Cultura para poder avanzar en la rescisión del comodato que la provincia hizo a la Municipalidad. Así el inmueble volvería a estar en la órbita de la cartera de Cultura y se podrían iniciar las tareas de restauración para su posterior utilización.

"Este es un edificio que es de todos los santafesinos. Tenemos que ser conscientes de eso y exigir su recuperación. También debemos velar para que su destino sea de uso público, para que todos los habitantes de la ciudad y los turistas puedan conocer esa parte de nuestra historia", remarcó Jatón.