Luego de que el Servicio Meteorológico Nacional mantenga vigente durante gran parte del sábado un alerta por tormentas para el centro y norte de Santa Fe, pasadas las 18 determinó su cese. Hacia esa hora de la tarde, las lluvias previstas nunca llegaron y ahora parece que lo que sí va a venir es el frío.

Para lo que resta de la jornada se anuncia inestabilidad, probabilidad de chaparrones, pero con mejoras.

El domingo arrancaría frío, con un descenso significativo de las temperaturas, pero con condiciones estables. Se prevé una mínima de 8°C, una máxima de 25°C y nubosidad variable.