Santa Fe
Domingo 21 de Enero de 2018

Los que circulan en bici en el Paseo Bulevar lo hacen por "la violencia vial con la que se enfrentan en la calle"

El colectivo Santa Fe en Bici contestó la nota publicada por Uno Santa Fe titulada: Dos espacios de la ciudad librados "a la buena de Dios", en la que se cuestiona el uso que hacen de ese espacio público y del Molino Fábrica Cultural los ciclistas y otras personas.

En la nota Dos espacios de la ciudad librados "a la buena de Dios", Uno Santa Fe interpela a sus lectores respecto del uso que hacen algunos ciudadanos del Paseo Bulevar y el Molino Fábrica Cultural. Ese artículo plantea, entre otras cosas que, ambos espacios están "dominados por chicos que utilizan sus bicis de manera imprudente".


En respuesta a dicha publicación, la agrupación Santa Fe en Bici, que desde hace años interpela a ciudadanos y gobiernos respecto de los nuevos paradigmas en movilidad urbana, se preguntaron "cuál es el problema" que subyace a lo planteado.

"¿Son inadaptados sociales o personas que no cuentan con un espacio necesario para movilizarse o recrear? ¿Cómo se convive en una ciudad hecha para los autos? ¿Es democrático el uso del espacio público?", cuestionaron.

"En la nota mencionada se habla de que los jóvenes tomaron el Molino como "pista de bici". En diversos lugares del mundo existen para los más jóvenes "pistas de bici" e incluso se trata de actividades deportivas subsidiadas. ¿A dónde irían sino estos jóvenes? ¿"A la buena de Dios" en la calle"? ¿Por qué no tendrían derecho a contar con un espacio para recrearse? ¿O queremos jóvenes encerrados en las pantallas de videojuegos?", remarcaron.

En ese sentido, señalaron que según el arquitecto Danés Jan Gehl se debe observar lo que la gente hace en el espacio público y no se debe moldear a las personas a través del diseño urbano, sino planificar según las necesidades de la gente y a escala humana. Escala Humana refiere a una planificación por y para las personas que equivale a una velocidad entre 5 y 25 kilómetros por hora.

Una encuesta sobre el uso del Paseo Bulevar

Santa Fe en Bici, realizó durante los meses de octubre/diciembre la primera y única encuesta hecha en la ciudad sobre el "perfil ciclista", cuyos datos fueron arrojados para su análisis a un organismo internacional. De una muestra de 440 encuentas aproximadamente el 33% se realizó en la zona de Paseo Bulevar a personas en bici, cuyo resultados nos dicen que el 90% opta por ese espacio por la violencia vial con la que se enfrentan en la calle al compartir vías con vehículos de mayor porte y velocidad.

Flyer de Santa Fe en Bici sobre el Paseo Bulevar

En tanto, las mujeres manifestaron elegir Bulevar por sentirse más seguras, ya que sufren con frecuencia violencia vial y de género, porque las calles paralelas resultan inseguras durante muchas horas del día y la noche. Las familias que iban con niños ni siquiera imaginan poder ir a la calle. "¡Nos abren la puerta! ¡Te encierran y te pasan rozando! ¡Te tocan bocina porque sí!", dicen algunos testimonios referidos a la relación con los conductores de vehículos motorizados.

Solución y debate pendiente

Para Santa Fe en Bici la solución es brindar más espacios seguros, continuos, cómodos para los peatones, runners y personas que eligen la bici de manera recreativa, urbana y deportiva.

En esa dirección, afirmaron que "hay que debatir seriamente sobre la responsabilidad del Estado en la movilidad urbana, lo que implica poner el foco no en quien tiene más multas o infracciones sino hablar de políticas integrales que trabajen sobre la ciudad que merecemos vivir entre todos (incluyendo a mujeres, niños, personas con discapacidad, etc.) y que fundamentalmente se base en el cuidado de la vida, la integridad física, la calidad de vida y las generaciones futuras".

"Mientras se pierde el tiempo mediatizando una supuesta e inequitativa "guerra" entre ciclistas versus conductores de motorizados, los cementerios se llenan de peatones y ciclistas atropellados de verdad por conductores de vehículos motorizados. Según la Organización Mundial de la Salud, mueren por tránsito 125 millones de personas por año, y de acuerdo al mismo organismo, los niños, peatones, ciclistas y ancianos son los usuarios más vulnerables de la vía pública", advirtieron.

Para concluir y meditar al respecto, la agrupación utilizó un párrafo extraído del libro de Roxana Kreimer, "La tiranía del automóvil": "La mayoría de los organismos especializados responsabilizan en buena medida al «mal conductor» por los siniestros. Sin embargo, la cantidad de muertos y heridos es enorme aún en los países en los que predominan los buenos conductores y se respetan las señales de tránsito, como Japón o Alemania. Esto demuestra que, aunque la educación vial es importante, el problema de los automóviles es insoluble mientras siga existiendo este medio de transporte de manera irracional. El hecho de que la cifra de muertos sea elevadísima aún en los países con predominio de buenos conductores y buenas infraestructuras viales, prueba que el crecimiento del parque automotor necesariamente conlleva el aumento de muertos y heridos en accidentes de tránsito.