Este viernes, los vecinos de la ciudad que utilizan el servicio de transporte urbano por colectivos se vieron sorprendidos cuando dejaron de circular algunas líneas.

Se trató de cuatro servicios que por dos horas dejaron de salir a la calle. Por la mañana, de 10 a 12, lo hicieron las líneas 8 y Recreo (línea interurbana). Por la tarde, realizaron asambleas la línea 16, desde las 13, y la línea 1, desde las 13.45, finalizando ambas a las 15.45 aproximadamente.

Desde la Unión Tranviarios Automotor, Seccional Santa Fe, reconocieron a UNO Santa Fe que el servicio no se prestó con normalidad en la jornada. Igualmente, anticiparon que durante el fin de semana no se realizarán asambleas y que por lo tanto los recorridos y las frecuencias serán las habituales para un día sábado y domingo.

Tampoco tienen pensado iniciar la semana próxima con medidas de fuerza, aunque aclararon que están esperando respuestas a los planteos realizados.

En ese sentido, desde el sindicato que nuclea a los choferes de colectivos informaron que los reclamos son varios y están direccionados a las empresas encargadas de explotar esos recorridos.

Desde UTA informaron que hay algunas situaciones en común, como lo es el caso de los uniformes y ropa de trabajo que no fueron entregados "en tiempo y forma". Respecto a las líneas 1 y 8, desde el sindicato denuncian la falta de coches y la falta de mantenimiento que tienen las unidades.