Santa Fe
Miércoles 27 de Diciembre de 2017

"Mi hijo está todo quemado, pero está vivo", dijo la madre de uno de los heridos

Lo afirmó la mamá de Jesús Zárate, uno de los heridos en la explosión de la exNidera. Está estable en terapia intensiva, pero con quemaduras en todo el cuerpo.

Angustia, dolor, impotencia. Son algunas de las sensaciones que vivían los familiares reunidos esta tarde-noche en el Sanatorio Británico, donde seguían de cerca la evolución de los nueve heridos que hubo en la explosión que este mediodía se produjo en la empresa Cofco (exNidera) en Puerto General San Martín.
"Está bien, todo quemado, pero bien, dentro de todo está vivo, porque otros chicos están graves y otros no lo lograron", sentenció la mamá de Jesús Sebastián Zárate, que hoy cumple 35 años, y que desde hace alrededor de tres meses trabaja en la fábrica en el sector limpieza.
Con gesto adusto y signos de mucha preocupación, la mamá de uno de los tres trabajadores que está en terapia intensiva sostuvo que "pude hablar con él y me decía que fue muy traumático, muy feo, es como que en vez de salir para el otro lado, las llamas se les venían encima".
La madre del hombre internado también contó que su hijo se puso "muy mal", porque vio que "a un compañero suyo se le cayó una chapa en la zona de los botines donde no tienen la protección de acero, le cortó los dedos y no lo podía ayudar".
Por último, reconoció que "está con el brazo complicado, seguramente le tendrán que hacer un injerto, y está todo quemado, en la cara, la espalda, el brazo, la pierna. Está consciente, pero gracias a Dios no ha aspirado nada de humo. Está en terapia y la está peleando".