Santa Fe
Miércoles 20 de Junio de 2018

Paridad: el colectivo de mujeres espera una reunión con senadores santafesinos para hablar de igualdad

Esperan que los dieciocho varones y la mujer que ocupan bancas en el Senado provincial les brinden un espacio para dialogar sobre el proyecto de ley que ingresó en la Cámara, sobre "integración de un 50% de cada sexo, en los órganos pluripersonales del gobierno provincial" aprobado en Diputados por unanimidad el 24 de mayo de 2018.

Esta semana, el colectivo multipartidario Mujeres por la Paridad solicitó una reunión con los senadores provinciales con el fin de establecer el diálogo sobre el proyecto de ley en el que se establece un piso del 50 por ciento de mujeres en los órganos pluripersonales del gobierno provincial. "Todas las mujeres de todos los partidos estamos reclamando esta ley de paridad. Vamos a seguir insistiendo para que nos reciban y la ley salga", apuntaron las militantes.

Sobre lo que se planteará a los 18 senadores y a la senadora que integran la Cámara alta de Santa Fe, María Florencia Marinaro, integrante de Mujeres por la Paridad indicó a UNO: "Primero queremos saber si están de acuerdo y si hay voluntad política para aprobar la ley. Lo otro es seguir ampliando sobre los puntos, y saber en cuáles tenemos o no coincidencias. Hace ya más de dos años que venimos discutiendo este proyecto, ya hemos tenido otras reuniones".

"Lo que disputamos no es el poder para quedárnoslos nosotras, sino que estamos cuestionando el privilegio de ser varón. Tanto en la política como en la sociedad. Ese privilegio te beneficia para acceder mucho más fácilmente a distintos lugares. El acceso igualitario no existe en la Argentina y mucho menos en esquemas políticos partidarios que son hegemónicos, patriarcales y machistas", agregó.

mujeres por la paridad reunion.jpg

Asimismo Marinaro explicó: "Se trata de una cuestión representativa de lo que es la sociedad. Las mujeres hoy somos más del 60 por ciento en el padrón electoral. Las mujeres organizadas estamos reclamando desde hace años igualdad, no es algo nuevo, y los varones deberían sumarse a esta lucha y cuestionar los privilegios que tienen. Porque las resistencias que existen son culturales, no existen impedimentos legales para que se aplique la ley de paridad".

En este sentido, además indicó: "En sí la paridad no debería existir en la ley sino que debería ser una manera en que se conformen las listas y las formas de distribuir el poder. Pero como no existe en la realidad y es una deuda que tiene la provincia de Santa Fe para con las mujeres que participan de espacios políticos sería una oportunidad histórica que la convertiría en la octava provincia en tener paridad de género en las listas, en el Poder Ejecutivo, en los gabinetes de ministros y en el Poder Judicial. Se trata de una ampliación de derechos".

"Se evidenció con la sanción del proyecto de ley de interrupción voluntaria del embarazo que fueron las mujeres legisladoras quienes lo impulsaron con mayor efervescencia. Eso tiene que ver con que estamos las mujeres en espacios de decisión, por eso es importante para un montón de derechos que faltan que las mujeres estemos en los lugares de poder".

La ley de cupo vigente no satisface las necesidades políticas actuales. Al respecto, Marinaro relató: "El Senado santafesino tiene solo una senadora mujer y los varones ocupan el 95 por ciento de las bancas. Sabemos que la ley de cupo se ha transformado en un techo más que en un piso, al contrario de lo que se pensó 20 años atrás. Como ese cambio cultural que intentó esa ley no se logró y como venimos peleando por mayor igualdad, esto significaría consagrar en la democracia y en las instituciones del Estado la participación de las mujeres. Ahora, les pregunto a los senadores y diputados, ¿no les parece injusto que haya un 70% de varones ocupando los espacios y un 30 de mujeres? ¿Qué pensarían si fuese al revés?".

Por último, la representante de Mujeres por la Paridad reclamó: "El Senado es una traba ya desde el año pasado cuando el proyecto de ley perdió estado parlamentario. Nunca la trataron ni siquiera en comisión. Queremos ser escuchadas".