Se trata de dos mástiles de 42 metros de alto, que fueron incorporados al espacio público en la reciente remodelación y que en este 25 de mayo fueron inaugurados ante la presencia de cientos de santafesinos que se acercaron para celebrar un nuevo aniversario de la Revolución de Mayo.

LEER MÁS: Video 360°: así luce la nueva plaza 25 de Mayo que se inaugura este viernes

Además, los mástiles tienen un metro de diámetro abajo y 40 centímetros en la cima y pesan casi cuatro mil kilos. En ellos, estarán flameando las banderas de Santa Fe y Argentina, que son de más de cien metros cuadrados.

Según comentó esta semana el ministro de Obras Públicas, Pedro Morini, durante un recorrido por la plaza, la idea del gobierno es que el izamiento de banderas se convierta en una ceremonia con un horario fijo "para izarlas y otro para bajarlas".

"Nos enorgullece también que sea todo mano de obra de Santa Fe: los mástiles se construyeron en Esperanza, en la empresa Sica", mencionó. En ese sentido, Morini explicó que "hay un cable que va al generador, que se encuentra en Casa de Gobierno y tiene un sistema de control remoto para poder subir y bajar la bandera, aun con corte de luz podrá izarse".