El gobierno provincial publicó en su boletín oficial que las mujeres que se desempeñan en la administración central quedarán desobligadas de sus tareas el 8 de marzo, Día Internacinal de la Mujer. El objetivo de la medida es "facilitar la participación en las distintas actividades organizadas", con excepción de aquellas que se encontraren afectadas a garantizar los servicios esenciales y la seguridad pública.

Entre los fundamentos, el texto destaco que "tal celebración ha adquirido singular relevancia, llegando a constituirse en punto de convergencia de actividades coordinadas por el diverso movimiento que las expresa a nivel global a favor de los derechos de la mujer y de su participación en la vida social, política y económica"

LEER MÁS: 8M: en Santa Fe, las mujeres marcharán una vez más por sus derechos

En ese sentido, el texto recuerda que el "gobierno de la provincia impulsa políticas públicas activas en la búsqueda constante de construir igualdad de derechos y oportunidades, reconociendo el esfuerzo sostenido de las mujeres santafesinas a través del tiempo"

Es por ello que en "la tarea de acompañar ese proceso, y en función de las dimensiones y trascendencia pública que han tomado este año las actividades y manifestaciones", el poder ejecutivo entiende necesario "adherir a esa significante celebración y dispone desobligar de sus tareas a todas las agentes de la Administración Pública Provincial"