Consultado respecto de los incrementos de precios de los materiales para la construcción, conocido ayer el índice que publica mensualmente el Ipec del Nivel General del Costo de la Construcción, el vicepresidente de la Cámara Argentina de la Construcción, filial Santa Fe, se mostró preocupado por el futuro inmediato del sector, no solo por los aumentos, sino también por la posibilidad de que comiencen a escasear los fondos para la obra pública en los próximos meses.

LEER MÁS: Hoy en Santa Fe, cada metro cuadrado de construcción cuesta 16.314,21 pesos

Si bien afirmó que por el momento no hay una cantidad significativa de obras con problemas, ni despidos, Pilatti no fue muy optimista respecto de los próximos meses para el sector, que además de la inflación ocasionada por la devaluación, se enfrenta también a la posibilidad de que el ritmo de obras pueda verse afectado por los recortes que plantea Nación para reducir el déficit fiscal, achicar el gasto y cumplir con las metas del FMI.

En ese marco, se refirió a las obras con financiamiento provincial y dijo: "Tuvimos dos años excepcionales. Nunca hemos visto un nivel de ejecución de obra pública en la provincia como en los últimos dos años. Pero, ahora estamos preocupados. Realmente, no creo que el futuro próximo sea halagüeño".

Acto seguido, el dirigente de la CAC Santa Fe solicitó a los legisladores provinciales que agilicen el tratamiento y la aprobación del segundo tramo del endeudamiento por 500 millones de dólares para obras que impulsa el gobierno provincial.

"Creemos que es fundamental conseguir la fuente de financiamiento para no cortar el programa de obras públicas. Porque la verdad es que uno ve los recortes que hay que hacer a nivel nacional, los recortes que teóricamente la provincia debería hacer para que Nación pueda reducir el déficit y todo hace que el panorama no sea bueno. Por eso es muy importante si se consigue financiamiento que no se tiene que pagar al contado, sino en cinco, seis o 10 años", expresó y añadió: "El primer tramo de los 500 millones de dólares que fue aprobado en 2016, ya está totalmente ejecutado y ahora hay un nuevo pedido para el segundo tramo. Eso significaría un aporte muy importante que se destinará únicamente a obra pública y además la ley sale con el listado de obras".

Obra pública nacional

En cuanto a las obras con financiamiento nacional en Santa Fe, Pilatti sostuvo que en la actualidad en su gran mayoría son las que licita el municipio y que por el momento el ritmo en general se mantiene.

"En la ciudad se están haciendo desagües muy importantes. Esas son licitaciones municipales con financiamiento nacional. Por lo que tengo entendido se está cumpliendo bien con los pagos, salvo algunos programas de pavimento que cambiaron de financiamiento y creo que está arreglándose en estos días. Pero, en general Nación está pagando más o menos dentro de términos razonables y se está cumpliendo con las obras, no están paralizadas", indicó.

En el sector privado también

El sector privado, a la par de la obra pública que fue excepcional en los últimos dos años, también tuvo mucho dinamismo en los últimos 24 meses y todavía lo tiene, pero un poco por inercia. Así lo reflejó el vicepresidente de la Cámara de la Construcción, quien vislumbró la probabilidad de problemas en el futuro en cuanto a la posibilidad de mantener el mismo ritmo que antes.

"Porque también me comentaban desarrolladores que cuando el dólar tiene movimientos fluctuantes como los de los últimos dos meses, se paran las ventas. La actividad privada todavía anda bien, el futuro es un interrogante", finalizó.