En los últimos dos meses, la bolsa de 50 kilos de harina común sufrió un fuerte incremento en su precio, pasando de 300 pesos aproximadamente a 700 pesos. Eso repercutió inmediatamente en el precio del pan que tuvo por esos días aumentos importantes, hasta ubicar al alimento preferido de los argentinos alrededor de los 50 pesos por kilo.

Frente a esa situación, el diputado Leandro Busatto, luego de conversaciones con los empresarios panaderos de la provincia, presentó un proyecto que plantea congelar el precio del pan por tres meses, a cambio de bonificaciones en la tarifa eléctrica. Durante la presentación en sociedad de la iniciativa, en diálogo con la prensa, Busatto contó que la intención es "fijar el kilo de pan francés a 50 pesos durante tres meses, con la posibilidad de prorrogar por tres meses más".

"Entendemos que hay una situación de una crisis aguda muy fuerte en términos económicos que ha hecho peligrar insumos básicos de la canasta familiar para los santafesinos y en ese sentido, hemos trabajado con la Asociación de Industriales Panaderos y con el Sindicato de Panaderos de la provincia, un proyecto que lo busca es subsidiar la energía en materia de producción para las industrias panaderiles, con la idea de que ellos, a su vez, puedan trasladar ese subsidio al pan", explicó.

Se trata de un subsidio o bonificación de 50% en la factura del valor energético para aquellas industrias que consumen hasta 7.000 kilovatios bimestrales, y de 35% para aquellas que superen ese consumo en la factura en el servicio.

"Han caído las ventas en panaderías entre 20% y 40% según lo que nos cuentan los panaderos. La verdad es que me parece que si no hay una medida concreta por parte del Estado santafesino, que además ya hemos probado en otras provincias que funciona, porque esta es una medida que trajimos de Misiones, vamos a tener una situación en donde un insumo básico de la canasta familiar, va a terminar siendo un bien suntuoso", advirtió Busatto.

Con los panaderos

"Lo hemos charlado con ellos, obviamente que este proyecto lo recogimos a partir de una inquietud que ellos han tenido y una propuesta concreta que han hecho y nos parece sumamente importante que la provincia esté de alguna u otra manera tratando de discutir estos temas", planteó el legislador respecto del acompañamiento del sector panaderil a la propuesta.

En ese sentido, en declaraciones al programa UNO en la Radio, Jorge Spasich, representante de los panaderos santafesinos, se mostró de acuerdo con el proyecto y expresó: "Todo lo que sea para bien de la industria. Si es bueno para la industria es bueno para la población porque no aumentamos el pan. Porque si aumenta la electricidad, pero a nosotros no, por supuesto que no vamos a aumentar".