El Círculo de Funcionarios de Gobierno y Jerarquizados Jubilados y Retirados emitió un comunicado en el que expresó su formal protesta por la marginación de jubilados y pensionados en el beneficio de la asignación de un bono por única vez de $2.500 al personal activo de la administración pública provincial.

Dicho pedido, en formato de nota, fue remitido al gobernador de la provincia, Miguel Lifschitz. En la misma se expresa el desacuerdo "por la injusta medida que perjudica al sector más postergado y necesitado en este momento de crisis económica de permanentes tarifazos y desenfrenados aumentos de precios en los artículos de primera necesidad".

La solicitud basa su requerimiento, según se expresa en el texto, "en las disposiciones establecidas en la legislación provincial N° 12.469 que expresamente dice: toda modificación a la política salarial del sector público provincial deberá tener carácter remunerativo conforme con lo previsto en los artículos 70 y 71 de la Ley 6.915".