El ministro de Economía, Gonzalo Saglione, se refirió a la decisión del Gobierno nacional de eliminar vía decreto de necesidad y urgencia el Fondo Federal Solidario, más conocido como fondo sojero. "El gobierno nacional tomó unilateralmente la decisión de suspender la aplicación de este recursos que recibimos las provincias para aplicar a obra pública; en un marco y coyuntura determinada que evidentemente llevó a que previo a llegar a un acuerdo con los gobiernos provinciales, se avance en la eliminación del fondo sojero a través de un decreto de necesidad y urgencia", sostuvo el funcionario santafesino.

Saglione reconoció que era uno de los temas que se había planteado en las reuniones que mantuvieron hace semanas con el equipo nacional de Hacienda para analizar cómo reducir el déficit. "El tema había sido planteado como uno de los componentes del gasto público nacional que podría recortarse dentro de las transferencias que se giran a las provincias", adujo y aclaró que un porcentaje se gira a municipios y comunas.

"Nosotros tenemos presupuestado para el año 2018, de acuerdo a nuestras proyecciones, 2.300 millones de pesos de ingresos en concepto de fondo sojero; un 30 por ciento de eso, algo mas de 600 millones de pesos corresponde a transferencias que se realizan a favor de los 363 municipios y comunas, para que ejecuten obras. El resto son obras que se vienen ejecutando desde el gobierno de la provincia en materia de infraestructura sanitaria, hospitalaria, educativa, obras viales; etcétera, que vienen siendo financiadas con el fondo sojero", sostuvo.

En cuanto al destino que tenían las partidas que llegaban por el fondo sojero, Saglione aclaró: "No podemos rendir esos recursos en otro destino que no sea la aplicación de obras. El 70 por ciento (que correspondía a la provincia) se utiliza para hacer rutas provinciales o repavimentaciones de rutas existentes, hospitales, escuelas; esas eran las obras principales que veníamos ejecutando con los recursos del fondo sojero".

El ministro de economía también remarcó que la medida nacional se sentirá en los gobiernos locales y al respecto dijo: "En muchos municipios y comunas va a tener un impacto relevante en materia de las obras que se venían ejecutando. A partir de su discontinuidad van a perder la posibilidad de ser financiadas. Era un recurso que todos teníamos en nuestro presupuesto para este ejercicio; es decir que pensábamos recibirlo".

"Ante la imposibilidad de seguir recibiendo esos fondos tendremos que ver de qué manera desde el presupuesto provincial podemos asumir la finalización de esas obras que estaban previstas ser cubiertas con estos recursos", concluyó.