Luego de que durante los meses de diciembre y enero la situación se tornara por demás de compleja para los trabajadores de Ovoprot por los atrasos en el pago de salarios, ayer al mediodía en el marco de una última audiencia de conciliación obligatoria en el Ministerio de Trabajo se confirmó el cierre de la fábrica.

En consecuencia 18 trabajadores quedaron en la calle, con la promesa por parte de los dueños de la compañía de abonar durante la próxima semana los sueldos adeudados y una nueva propuesta de indemnización.

"Ayer se manifestó la intención de pago de indemnización en varias cuotas, algo que fue rechazado rotundamente", explicó en diálogo con UNO Juan Pusineri, abogado del Sindicato de la Alimentación de Santa Fe, quien advirtió que se espera tener una nueva audiencia el próximo viernes a las 12.

Respecto de los argumentos dados por Ovoprot en cuanto al cierre, Pusineri comentó que los propietarios hicieron alusión a que "exportar les está siendo muy gravoso, que exportaban a pérdida y los arrastró la situación de Cresta Roja".