"Obligar a una mujer a parir es tortura", decían los volantes que se repartían esta tarde durante una nueva manifestación en apoyo al proyecto de ley de interrupción voluntaria del embarazo. La cita fue esta vez en el Puente Negro ubicado en Avenida Aristóbulo del Valle al 5600 en sincronía con el "Puentazo federal" organizado por la Campaña Nacional por el Aborto, Legal, Seguro y Gratuito que se realizó hoy en todo el país.

Minutos antes de las 16 se comenzaron a concentrar las personas con los pañuelos verdes en la rotonda que se forma con la calle Presidente Roca. La presencia de adolescentes en esta ocasión fue notable en comparación a "pañuelazos" anteriores, como el de la semana pasada en el Hospital Iturraspe. La concentración tuvo música, colores, brillos, cantos y hasta un poco de baile.

Mientras a 500 kilómetros se desarrollaban los debates en el Senado Nacional, las manos feministas se acercaban a los que transitaban una de las arterias principales de la ciudad de Santa Fe con volantes para concientizar sobre el proyecto de ley. Entre carteles a favor y la imagen de Ana María Acevedo, las mujeres explicaron en la calle que el aborto legal es una cuestión de salud pública y de un reconocimiento social y estatal de autonomía de la mujer.

"Cada día que pasa nos llegan más y más solicitudes para poder viajar a Buenos Aires el 8 de agosto para apoyar la ley", dice a UNO Santa Fe Milagros Monserrat, referente de la Mesa Ni Una Menos y agregó: "Nosotras pensamos que si el 14 de junio allá fuimos un millón, en la votación de los senadores podemos ser dos millones".

Los pañuelos se movieron en alto entre canciones sobre el Puente Negro para las fotos colectivas pasadas las 17. "Entendemos que defendemos el derecho de la mujer a decidir sobre su propio cuerpo", explicó Monserrat además de hacer hincapié en que existe una marcada diferencia entre las mujeres que pueden pagar los abortos clandestinos y aquellas que no tienen el acceso económico: "el aborto tiene que ser seguro, legal y gratuito porque los abortos existen", concluyó.