Rodrigo Sánchez se afianza con el correr de los juegos. Desde su llegada, Unión sumó más volumen de juego, además de aportarle cosas al equipo en diferente rubros.

El alero rosarino fue una de las figuras en la victoria frente a Hindú, algo que le permite mirar con otros ojos el futuro, a pesar de que aún queda un largo camino por recorrer antes de arrancar los playoffs.

Al momento de empezar a hacer números para crecer en la Conferencia Norte de la Liga Argentina, se atrevió a afirmar que "en la previa del partido contra Hindú pensaba que si ganábamos y lo hacemos el martes nos ponemos bien".

En menos de una semana, los rojiblancos protagonizaron dos cotejos interminables, al batir a Ameghino en Villa María al cabo de tres prórrogas, mientras que al conjunto chaqueño lo doblegaron en dos suplementarios. En este sentido, disparó: "Pudimos ganar afuera de casa contra un rival que de local se hace fuerte como es Ameghino, si podemos ganarlo al juego del martes en San Francisco contra San Isidro nos vamos a poner bien de la cabeza y arriba en la tabla".

En los últimos días la dirigencia tatengue confirmó a Juan Francisco Ponce como DT del equipo, a la vez que llegó Santiago Turri como asistente. A propósito de estas deciciones, el exjugador de Estudiantes de Olavarría disparó: "Yo siempre tuve la tranquilidad desde que llegué, esta bueno que lo confirmaron a Juanfra que se lo merece y trajeron una persona que lo ayude en el trabajo, nos estamos conociendo más, recibiendo la idea de juego de Juanfra, tuvimos unos entrenamientos más porque se jugaba mucho, vamos a tener tiempo para trabajar con el paso de los partidos nos vamos a poner cada vez mejor".