La vida de Luciana Salazar cambio para siempre el 15 de diciembre pasado por la llegada de su hija Matilda.

La decisión no llegó sin conflictos con Martín Redrado (que no pudo cumplir con su promesa de acompañarla en el nacimiento en Estados Unidos), pero el tiempo acomodó el vínculo. Hoy, la mediática está nuevamente en pareja con el economista, y todo es bienestar en su vida.

Instalada en una nueva casa en Nordelta y sin proyectos laborales en agenda, Salazar se dedica full time a la crianza de Matilda, como deja ver en su cuenta de Instagram.

Allí, comparte fotos de la beba y recientemente endulzó a sus seguidores con un video de Matilda tomando la mamadera. "El sonidito más tierno", tituló Luciana el momento, en referencia a los sonidos de placer de Matilda disfrutando de la leche.