Sorpresa se llevaron algunos vecinos de la ciudad de San Justo durante la tarde de este martes. Lo que parecía un incendio a la distancia quedó descartado cuando el fenómeno se comenzó a mover.

Inmediatamente, quienes se encontraban cercano a la zona sacaron su teléfono y comenzaron a registrar el episodio. Una columna negra, que nacía desde la tierra, se alzaba varios metros para perderse en lo alto.

Lleva el nombre de "tromba" y el principal responsable es quizás el calor. Las altas temperaturas en días consecutivos, con aire seco, calído y poca humedad provoca una suerte de torbellino de aire el cual levanta la tierra del lugar. Como suele ocurrir en este tipo de situaciones, el fenómeno duró unos minutos, sin dejar daños materiales, ni heridos.

Escuchar la palabra "tornado" en la ciudad de San Justo tiene un peso y una carga emotiva especial, diferente al que pueden tener en otras ciudades, suena diferente.

Es que esa localidad sufrió hace 45 años la embestida de un tornado que categoría F5, que provocó 63 muertes, más de 300 heridos y millones de pesos en pérdidas materiales. En la historia reciente, es el único tornado de tal magnitud registrado en la historia de Sudamérica