Sin pelos en la lengua

Después de haber renunciado al cargo de Coordinador del Fútbol Amateur, Nicolás Frutos dio los motivos sobre su ida y se encargó de aclarar algunas cuestiones que se dieron durante su estadía en Unión.

Miércoles 12 de Junio de 2013

Claudio Cáplan

ovacion@unosantafe.com.ar

Hoy hace exactamente nueve días que Nicolás Frutos renunció a la Coordinación del Fútbol Profesional, cuestión que a los directivos de Unión les cayó como una gran sorpresa porque además de la inesperada noticia que dio el Flaco, fue justamente el día en que se diagramaba la lista que finalmente se presentará como nuevo gobierno el próximo 15 de junio.

Ayer uno de los hombres que más revuelo causó hace tres años cuando llegó al club por las internas en las que participó con los mismos técnicos y preparadores físicos por la manera de manejarse, habló con Ovación sobre su alejamiento de la institución que preside Luis Spahn.

“Creo que el puesto de Coordinador de Fútbol es el cargo más importante que tiene un club porque si la instituciones no apuestan a las divisiones menores y no se termina el verso es todo complicado. Con ese pensamiento trabajé todos los días y creo que todo se desarrolló de una manera casi perfecta, porque siempre falta algo, pero creo que cuando tomé a Unión estaba en cero por no decir menos 10. Hoy estamos en un nivel interesante”, fue la primera frase que dejó picando sobre la importancia que para él tiene el puesto de Coordinador de las divisiones menores.

A lo que luego agregó sobre su salida intempestiva de la institución: “En este momento hacía falta que Unión pegue un volantazo, que creyeran en estas palabras deben prestarle atención a todo lo que hicimos abajo, que no solamente se crea que un futbolista se forma tirándolos a una cancha y que entrenen o jueguen los fines de semana. Por eso analicé todo y creo que la mejor manera de que se dieran cuenta de todo y prestaran atención era yéndome del club”.

—¿Pero quién o quiénes se tienen dar cuenta del trabajo?

—Todos… los dirigentes, hinchas y también los periodistas. Va desde la gente que insulta a la primera pelota que dan mal los chicos del club como los Magnín, Cavallaro, Chiapello o Altamirano o hasta uno que otro ex dirigente, porque ya no está más en el club, que alguna vez dijo: “¿este va a valer cuatro millones de pesos?”.

—¿Eso dijo una persona?

—Si alguien que por suerte ya no está en la institución, por eso dije ex dirigente.

La hora de las confirmaciones

En medio del mano a mano que mantuvo con Ovación, Nicolás Frutos comenzó a desmentir algunos de los tantos motivos que giraron y todavía lo hacen, sobre su alejamiento de Unión.

—¿Es cierto que uno de los motivos por los cuales renunciaste fue porque sabés que hay gente que está en la lista nueva que no te quiere y que estará en el Departamento del Fútbol Amateur?

—Sí, es cierto que hay personas que de los que asumen ahora que no me quieren, pero también es cierto que de los otros dirigentes que se fueron tampoco me querían y hay gente que está afuera que tampoco me quiere, pero por la personalidad que tengo me hubiese quedado adentro para hacerles la guerra con trabajo.

—¿Estuviste en una reunión hace poco con la gente que ahora ya es tu ex grupo de trabajo y hubo algunos cruces con una parte de ellos?

—Es cierto que fui a hablar, a despedirme con los técnicos y los profesores y en un momento uno de los chicos me empezó a dar su opinión sobre varios temas y le dije que si en alguna oportunidad nos habíamos equivocado, como todos, le pedía disculpas y le manifesté que sólo había ido a agradecerles y nada más.

—¿Pensás que en el grupo que quedó en Unión está la persona que debería reemplazarte para seguir el mismo proyecto?

—Sí, Diego Mosset y Alejandro Triunfini y se los dije a los dirigentes. Ellos se formaron a la par mía y creo que son las dos personas más capacitadas para continuar… Son tipos capaces y con ganas de laburar, pero esa postura la deberán tomar los dirigentes.

¿Tiro por elevación a algún DT?

Durante estos tres años de trabajo en las inferiores y cuando en alguna etapa de dudas sobre la continuidad del cuerpo técnico de turno de un plantel profesional, siempre se rumoreó las ganas de dirigir la Primera División que mostraba Frutos, cosa que también se encargó de citar, ¿haciendo alusión a alguien en particular?

“La verdad que hoy no pienso en ser técnico de Primera División, y porque no quiero herir susceptibilidades no es raro pensar que algunos de los tres técnicos que dirigieron en este último tiempo pudieron haber pensado que yo quería ser el entrenador de Primera, pero les puedo asegurar que si de algo estoy muy seguro es que todos los días que trabajé en el club nunca pensé en agarrar el primer equipo de Unión, amo tanto lo que hago que esa idea estuvo muy lejos”, agregó.

—¿Pero sabías dónde te metías a trabajar y no era en un jardín de infantes?

—Seguro y me encanta este tipo de desafíos. No soy un tipo que va a vivir en las sombras y se los dije a los entrenadores, porque si te quedas ahí va a ser difícil que te reconozcan, prefiero ir a la guerra en un año y no hacer diez años la colimba, logramos con todos los muchachos que trabajaron conmigo, promovimos una cantidad de jugadores impresionante y si algún día vuelvo va a pasar lo mismo, pero ojo no me voy por las cosas que dicen de uno. Además, con todo lo que se hizo abajo me voy con la conciencia tranquila porque les demostré a todos los que dijeron barbaridades sobre mí que no eran para nada ciertas.

¿Te gustó la nota?