Unión
Viernes 08 de Diciembre de 2017

Los dos jugadores que tratará retener Unión

Pensando en el próximo mercado de pases, la idea es que sigan, pero si se van, que sea por una importante cantidad de dólares

El plantel de Unión ya está de licencia después de adelantar su partido de la 12ª fecha ante River (perdió 2-0), sabiendo que recién se retomarán los trabajos el próximo 2 de enero cuando se pondrá en marcha la pretemporada. Paralelamente ya se pusieron al frente de diferentes negociaciones el presidente, Luis Spahn, y el secretario deportivo, Martín Zuccarelli, quienes tienen anotados a los jugadores que pretende el entrenador, Leonardo Madelón, como refuerzos.

En este sentido, el DT dejó en claro que la prioridad será un centro delantero, quizás un punta más de otras características y por lo menos dos volantes también de vocación ofensiva. Ya salieron a la luz varios nombres, como los de Gonzalo Bergessio de Vélez y Matías Rojo de Guillermo Brown de Puerto Madryn, pero a decir verdad se tratan de meros trascendidos y no hay nada oficial.


Esto va de la mano con que solo arriba están Franco Soldano y Lucas Gamba que, dicho sea de paso, terminaron en un altísimo nivel sumando 11 goles entre ambos (uno de los mejores del torneo). También está Franco Fragapane, pero desde hace varios partidos el DT lo utiliza más de volante por izquierda. Entonces, en los últimos metros el plantel está decididamente muy corto o cuenta con muchos pibes. Por consiguiente, es fundamental nutrir.

santa-fe-franco-soldano_554523.jpg

Pero a su vez, para que esto sea posible, se descuenta que no debería irse nadie, como así lo solicitó Madelón, pero al parecer sería inevitable que haya interesados o bien, que lleguen ofertas. Por ejemplo, Soldano suena en River y San Lorenzo, aunque se presume que podría ser seguido por clubes del exterior. Es así como el jugador viajó a Italia en los últimos días para tramitar su pasaporte comunitario.

Embed

Amén de cualquier tipo de especulación, los interesados deberán tener en cuenta que desde la institución no piensan "regalarlo" y por eso habrá que poner varios millones de dólares en la mesa para tentar a los dirigentes. Se habla que podría haber otros jugadores de por medio como forma de pago, aunque no sería viable. Unión solo lo negociaría con dinero "en mano" como bien se dice.

Lucas Gamba.jpg

Esta onda expansiva también se traslada a Gamba, por quien ya hubo sondeos y propuestas, pero fueron todos a préstamo y, así, Unión no lo dejaría ir. Vale destacar que el mendocino hace varios años que está en el club y no ve con malos ojos cambiar de aire, pero siempre y cuando le sirve a él y también a su actual empleador.


Interesados los habrá casi con seguridad y por eso el Tate trata de mantenerse tranquilo en ese sentido, ya que hoy ambos tienen vínculo con el club y el objetivo está centrado en buscar refuerzos. En caso que lleguen ofertas, se analizarán y, si satisfacen, se cristalizarán. Aunque solo a cambio de muchos verdes.