Unión dejó atrás este miércoles un nuevo día de trabajo pensando en Atlético Tucumán, partido que se jugará el domingo, a partir de las 15.30, en el Monumental José Fierro con el arbitraje de Darío Herrera.

Las dudas a disipar al momento de ensayar una formación que presentará Leonardo Madelón, se basan en problemas físicos de dos titulares más la sanción que se espera respecto a la expulsión que sufrió el colombiano Gómez Andrade en el Diego Maradona.

Los tres jugadores que arrastran molestias apenas realizaron un par de ejercicios físicos y la intención del cuerpo técnico es esperar la evolución de Nelson Acevedo y Lucas Gamba.

LEER MÁS: Trajo poco pero no convencieron

El volante chaqueño acumula un desgaste en su pantorrilla izquierda pero son optimistas en que podrá ser de la partida en el Jardín de la República.

Respecto a Gamba, el delantero que quedó al margen del partido frente a Tigre, este jueves en el ensayo futbolístico será exigido a ver cómo responde de la contractura en el gemelo derecho.

LEER MÁS: Al Tate le cuesta mantener la ventaja

Y el golero Matías Castro, quien se recupera de un esguince de tobillo derecho, en caso de no llegar le permitirá nuevamente a Marcos Peano continuar como relevo de Nereo Fernández, quien recibió fuertes críticas después de su actuación contra el Matador, aunque su titularidad no está en discusión dentro del cuerpo técnico.

Ya el caso de Gómez Andrade, al momento de encontrar el acompañante de Bottinelli en la zaga central, desde un primer momento fue inhabilitado provisionalmente pero después el rumor que comenzó a circular es que tendrá una fecha de penalización. Si esto se confirma, seguramente recuperará su lugar en la defensa rojiblanca.