"Estoy bien, porque es otro proceso nuevo. Si bien es la continuación, había que arreglar cosas, metas y objetivos. Es un club en el que estoy cómodo y por eso estamos laburando. Habrá que tener paciencia, porque hay un intervalo largo por el mundial. Hay que agudizar el ingenio para buscar lo mejor para Unión". Así de concreto y optimista fue el entrenador de Unión, Leonardo Madelón, en su primera conferencia de prensa luego de que el pasado miércoles se retomaran las tareas en el predio Casasol.

LEER MÁS: Lucas Gamba tiene un pie en su nuevo destino

El conductor rojiblanco abordó muchos temas, pero haciendo hincapié en lo que será el armado del próximo plantel, casi seguro sin Lucas Gamba y con Franco Soldano en veremos: "Va a ser confuso. Habrá que hablar poco y trabajar mucho. Hay mucha demanda de jugadores y será complejo sostener a alguien. Franco es un jugador apetecible en el mercado y encima es comunitario. Si sale algo bueno Unión tiene derecho a venderlo, pero si no es algo convincente se quedará, porque tiene contrato. Pero son cosas que tiene que aclarar la dirigencia".

Respecto a los jugadores a retener, destacó: "Hablé con Chaco (Acevedo). Es como que todos tienen ganas de irse, porque todos son buscados y es un placer muy grande, porque se potenciaron en un Unión. Él tenía una chance de Tijuana de México y, como arregló Torito Rodríguez, tiene chances de quedarse acá, que es algo que también desea. Ahora la moneda está por encima de todos, más que nada por el sistema, con una dolarización que nos pone lejos de todo. Entonces las ofertas siempre son tentadoras para todos. Hay que trabajar con ingenio para tentar a jugadores. Damián Martínez también está para quedarse".

También tuvo un escueto comentario sobre la llegada del primer refuerzo, Claudio Corvalan: "Nos va a venir muy bien, porque puede jugar de tres o seis y lo bueno de todo es que quería venir. Tiene muchos partidos encima y es muy buen profesional".

En otro tramo de la charla con los medios, se mostró tajante en la necesidad de volver cuanto antes a los entrenamientos: "Me pedían una semana más y dije que en una semana más no negocio. Ni que venga Messi. La economía está en llamas y tuvimos 25 días de descanso. Hoy no nos podemos dar el lujo de dejar el espacio de trabajo. Dijimos el 13, porque aún no estaba hecha la renovación. En ese interín se hace todo más largo, pero sirve también para ir viendo pibes y afrontar la Copa Santa Fe, la cual respetamos. Después en el final veremos cómo nos va. Hay que valorar todo inicio, porque son amistosos oficiales. Tengo un buen cuerpo técnico y por eso marchamos con fe. Lo estamos llevando bien".

LEER MÁS: Unión analiza una oferta por Franco Soldano

Lógicamente, tocó el tema coyuntural de los refuerzos: "Siempre dije que teníamos un plantel muy justo. Mérito de los profes y ayudantes, porque tuvimos pocos lesionados y por eso repetimos mucho el equipo. Unión fue el que más veces puso la misma formación. Eso fue muy bueno y habla muy bien del trabajo en cancha, salvo las lesiones de Zabala y Gamba. A parte tenemos pibes que están muy bien, pero seguimos cortos arriba. Nuñez (el paraguayo) no alcanzó a colmar las expectativas y apareció (Matías) Gallegos. Es ahí donde buscaremos más. Unión en donde mejor está es en la contención y la defensa".

"Confío que va a quedar la gran base del equipo. No tengo dudas de eso, pero seguramente habrá tentaciones. Estoy contento de volver a estar con el hincha de Unión. Tuvimos un año fenomenal. Hoy (por este viernes) voy a charlar con el presidente de todo lo que se viene. Estoy muy feliz y el hincha también. Santa Fe está bien y vamos a cuidar todo lo que logramos", resaltó.

LEER MÁS: Triverio es la obsesión del Tate

En el final, plantó bandera con coherencia cuando se refirió a lo que se apostará: "No podemos hablar de los objetivos, porque vamos a ver cómo será la parte final del cierre del libro de pases y con qué nos quedamos. Queremos pelear por más cosas. Si te relajás otra vez podés entrar en zona de riesgo, pero si aprovechamos el envión está la chance de escalar puestos. Vamos a tener que esperar, mi idea deportiva es una, pero hay que ver qué posibilidades hay para llevarla adelante. Si te proponés a pensar en grande, se puede, porque lo demostramos, porque siempre estuvimos peleando arriba. Pelear con los grandes fue meritorio. Trabajando equiparás las diferencias económicas que existen con los demás".