Unión
Lunes 26 de Febrero de 2018

Mantuvo el invicto y nada más

El empate en el Clásico le permitió a Unión continuar con esta racha positiva como local (cuatro triunfos e igual número de empates) pero aún así mostró muchas dificultades para generar juego y llegar al gol.

El gol en contra de Guillermo Ortiz generó alivio y fue muy festejado ya que evitó perder el Clásico jugando como local. El punto lo terminó disfrutando más Unión y tiene que ver con que el empate llegó en el final del partido y cuando los caminos comenzaban a cerrarse.

Está claro que el Tate merecía llegar a la igualdad pero no sabía como conseguirla ya que este equipo no tiene gol y encima una de sus figuras como Lucas Gamba reaparecía luego de una lesión. Sin recambio y con la obligación de ir a buscar el resultado, se desnudaron las limitaciones del elenco rojiblanco al que le sobró ganas y amor propio pero al que le faltó fútbol y lucidez en los metros finales.

Una fatalidad le permitió salvar la ropa y continuar invicto y dentro del campo hizo lo suficiente como para no perder. Pero eso no significa que haya jugado un buen partido. Se vio beneficiado por la pasividad de Colón que le entregó el terreno y el balón y esperó muy atrás.


Un claro ejemplo de la falta de recambio que tiene este equipo se traduce en el banco de relevos que armó Leonardo Madelón con tres defensores (Blasi, Sánchez y Balbi) aunque de manera insólita dejo afuera a Claudio Aquino uno de los pocos jugadores capaces de generar algo distinto.

Perdiendo y jugando como local el técnico apenas metió una variante que fue obligada como la salida por lesión de Diego Zabala y el ingreso del Droopy Rodrigo Gómez. Pero después no movió el banco creyendo que afuera no tenía soluciones a mano.

Muy distinto a lo que tenía al lado Eduardo Domínguez, por lo cual es más lógico pedir que Colón juegue de otra manera porque recursos tiene. En cambio Madelón debe arreglarse con lo que tiene. Y es por eso que el punto lo deja más conforme a Unión.


Mantuvo el invicto, levantó el resultado y demostró que cuando pudo hizo algo que su rival, que cuenta con un plantel de mayor jerarquía y experiencia. No obstante, es consciente el DT que el Tate debe mejorar y mucho, ya que en los últimos cuatro partidos apenas marcó un gol y fue en contra (Ortiz) y sumó tres unidades sobre 12 en juego.

Tendrá que trabajar y mucho de mitad de cancha hacia adelante para encontrar soluciones, porque no siempre tendrá rivales enfrente que lo perdonen y le den la iniciativa como sucedió con Colón que terminó haciendo más que Unión para empatar el partido.