Este sábado es un día triste y sentido para el mundo Unión, ya que falleció, a los 57 años, una de las exglorias de la institución, Rubén Darío Gómez, quien estuvo en Santa Fe en la década del 80'.

Esto fue confirmado por el propio club en sus cuentas de redes sociales, resaltando que se "acompaña a su familia en este difícil momento". Vale resaltar que Plumero, como más se lo conocía, era muy fácil de reconocer por su cabellera repleta de rulos. Al Tate llegó de la mano de Jorge Castelli y alcanzó a jugar solo 10 partidos como lateral derecho. Lo hizo proveniente de Boca y, paradójicamente, luego recaló en River.

LEER MÁS: Fernando Zampedri, el delantero con el que sueña Unión

Además, desplegó sus condiciones por Lanús, Atlanta, Argentinos, Atlético de Rafaela, Arsenal y Douglas Haig de Pergamino, quienes también a través de sus diferentes cuentas oficiales hicieron extensivo la congoja por esta pérdida.

No pudo ganarle la pelea al cáncer que lo había perseguido en los últimos años. Este sábado, tan solo con 57 años, la vida del Plumero se apagó. Pero dejó para siempre la imagen de sus rulos yendo para adelante, una y otra vez, por el lateral derecho.