Leonardo Madelón está disfrutando del descanso y dejó todo en manos de su representante Cristian Bragarnik quien será el encargado de charlar personalmente con Luis Spahn la continuidad del técnico al frente del plantel rojiblanco para la próxima temporada.

Si bien está muy claro que el DT desea permanecer en Santa Fe y que los directivos también así lo desean, el primer paso está resuelto.Pero claro está, aún existen algunas cuestiones económicas y de índole deportivo que se deben zanjar para llegar a un acuerdo.

Es obvio que Madelón en vistas a los resultados obtenidos desea una mejora del contrato y ese es un punto en donde deben acercar posiciones. Pero además entra a tallar la cuestión futbolística, dado que en varias oportunidades el entrenador manifestó su deseo de dar un salto de calidad y es por eso que va a pedir refuerzos importantes pensando en la Superliga y en la Sudamericana del 2019.

LEER MÁS ►► Unión le pone precio a Franco Soldano

Por eso será clave la charla que mantengan Spahn y Bragarnik (sería en el inicio de la próxima semana) para comenzar a delinear el Unión de la próxima temporada y con Madelón en el banco de relevos. Da la sensación que de no surgir ningún imprevisto la continuidad está asegurada, pero en materia de gestiones nada puede darse por definido.

Así las cosas, el cara a cara del presidente rojiblanco con el representante comenzará a aclarar el panorama para que el idilio de Madelón con el Tate siga en su esplendor luego de haber clasificado por primera vez a una Copa Internacional.