Unión
Lunes 11 de Diciembre de 2017

Un 2017 que se despide con la mejor noticia

Unión cerró el año en zona de clasificación para la Copa Libertadores. El Tate se ubica en la 3ª posición de la tabla con 22 unidades y el único equipo que puede superarlo es Independiente con 21 puntos y con un partido menos. Pero los cinco primeros son los que jugarán el torneo continental en 2019.

La muy buena campaña que viene protagonizando Unión en la Superliga le permite estar ubicado en la 3ª posición de la tabla con 22 puntos y de esta manera clasificar a la Copa Libertadores del 2019, recordando que los cinco primeros jugarán en el torneo más importante del Continente.

El único equipo que puede superarlo es Independiente que suma 21 unidades y adeuda un partido frente a Rosario Central ya que pidió postergarlo por estas disputando la final de la Copa Sudamericana. Aún así el Tate se ubica entre los cinco mejores que estarían ingresando al certamen continental.

Obviamente que restan 15 partidos para finalizar la competición y Unión tendrá que mantener este nivel como para soñar con lograr el objetivo, pero está claro que por el momento es para revalorizar el presente del equipo que con un plantel corto logró estar arriba e incluso en la última fecha dejó pasar la chance de quedar momentáneamente como puntero del torneo local.

Pero ese empate como local ante Belgrano de ninguna manera empañó todo lo bueno que hizo el equipo en estas 12 fechas donde demostró competir de igual a igual con los equipos más importantes. Mantuvo el invicto como local y las únicas dos derrotas fueron ante rivales calificados como Lanús y River que jugaron con todos sus titulares cuando enfrentaron al Rojiblanco.


El Tate cosechó seis triunfos (Gimnasia 1 a 0, Defensa y Justicia 3 a 1, Olimpo 2 a 0, Godoy Cruz 2 a 0, Vélez 2 a 0 y Patronato 3 a 2), cuatro empates (Newell's 1 a 1, Huracán 0 a 0, Chacarita 0 a 0 y Belgrano 1 a 1) y dos derrotas (Lanús 2 a 1 y River 2 a 0).

Las virtudes que evidenció el Rojiblanco fueron la solidez defensiva sostenida en la dupla de centrales Jonathan Bottinelli y Yeimar Gómez Andrade y la contundencia de sus dos delanteros Lucas Gamba y Franco Soldano quienes convirtieron 11 de los 16 tantos. Pero además, Leonardo Madelón revalorizó a los futbolistas del club como por ejemplo Bruno y Mauro Pittón.

Acertó con la llegada de la mayoría de los refuerzos, a excepción de Damián Arce quien fue el primer en sumarse pero no tuvo chances de mostrarse. Pero ahora el cuerpo técnico solicita refuerzos de categoría sobre todo de mitad de cancha hacia adelante no tiene recambio.

Y eso se demostró en varios partidos en los que el técnico no encontró respuestas en el banco de suplentes. Está claro que existe mucha diferencia entre los que juegan y los que esperan sentados y eso en un torneo largo con el devenir de los partidos comienza a repercutir de manera negativa.

Por eso ya disfrutando de las vacaciones, los contactos telefónicos entre el DT y los dirigentes serán permanentes para ir delineando la llegada de las incorporaciones. Todos son conscientes que en esta etapa se dio más de lo que se pensaba, por lo cual ahora es tiempo de dar un plus y eso se logrará si llegan jugadores de categoría para el salto de calidad que pide Madelón.